Zapatero destaca el papel de la Corona en la construcción del "fuerte vínculo de afecto" entre España y América Latina

Apunta a la educación, la investigación y la cultura como las "claves" del futuro compartido de la región

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha destacado hoy el papel de la Corona en la construcción de un "fuerte vínculo de afecto" entre España y América Latina, en el acto institucional con el que España ha abierto el programa de conmemoraciones por los Bicentenarios de las independencias iberoamericanas.

Zapatero ha inaugurado junto a los Reyes una jornada de reflexión en la Casa de América -rebautizada la semana pasada como Casa de México, en solidaridad por la crisis abierta en el país tras el brote de gripe porcina-- sobre el futuro de España e Iberoamérica.

En su discurso, destacó que Don Juan Carlos ha "cumplido más que ejemplarmente" el artículo 56 de la Constitución española, al asumir la más alta representación de España con una "perfecta comprensión del momento histórico, sabiendo establecer un fuerte vínculo de afecto mutuo más allá de lo institucional con todos los pueblos de América Latina".

Del Príncipe, remarcó que continúa esa tarea "con brillantez y dedicación", como demuestra su asistencia a 48 tomas de posesión de presidentes de Iberoamérica, lo que pone de manifiesto, en su opinión, el "vínculo de la monarquía constitucional con las democracias de Iberoamérica".

También tuvo palabras de afecto para el ex presidente del Gobierno Felipe González, nombrado embajador extraordinario y plenipotenciario para los Bicentenarios. De él destacó que "contribuyó de manera determinante y con una visión de futuro al impulso de ese espacio de diálogo, solidaridad y cooperación que son las Cumbres Iberoamericanas", que se iniciaron en Guadalajara (México) en 1991.

Tras referirse a la voluntad del Ejecutivo español de "acompañar" a los pueblos iberoamericanos en las conmemoraciones de sus independencias, subrayó que "la educación, la investigación y la cultura" son las "claves" del futuro compartido entre España e Iberoamérica.

Zapatero destacó la importancia de que cada país se sitúe en las mejores circunstancias para cuando la actual crisis económica termine y, en este sentido, subrayó que "la inversión en conocimiento, en educación, en ciencia y en innovación" constituye "la vía para avanzar en sociedades cada día más justas y prósperas". "Sólo a través de la educación puede asegurarse un futuro de ciudadanos libres, autónomos, responsables y solidarios, generar riqueza y extender la igualdad", añadió.

El jefe del Ejecutivo recordó que la próxima Cumbre Iberoamericana en Estoril (Portugal) en diciembre de este año se centrará precisamente en la innovación y el conocimiento, mientras que la Cumbre UE América Latina que se desarrollará bajo presidencia española en 2010 girará también en torno a "la innovación, la inclusión social y el desarrollo sostenible".

IMPULSAR RELACIONES CON LA UE

Zapatero garantizó que la presidencia española de la UE en la primera mitad de 2010 trabajará para favorecer "un nuevo impulso de las relaciones entre la UE y América Latina y el Caribe" y señaló que la conmemoración de los Bicentenarios de las independencias iberoamericanas supone una "excelente oportunidad" para dar también un "impulso renovado" a las "ya intensas y muy positivas relaciones" entre España e Iberoamérica.

El presidente defendió un refuerzo de la capacidad de actuar de manera concertada porque, argumentó, la cooperación es el "mejor instrumento" para afrontar "con eficacia" los grandes desafíos.

Zapatero afirmó que desde hace tiempo España "es y está comprometida" con Iberoamérica. "España no se puede entender sin Iberoamérica. Sólo desde el otro lado del Atlántico los españoles hemos podido descubrir la dimensión de España, la fuerza de España", remarcó y aseguró que los los españoles se sienten aún "unidos" a los pueblos iberoamericanos por "valores, lenguas y culturas compartidas" y por el propósito de un "futuro mejor" para cada uno de sus países.

También informó de que, con el objetivo de acompañar a estos pueblos en las conmemoraciones de sus independencias, España se ha dotado de una estructura, con participación de instituciones públicas y privadas bajo la coordinación de Felipe González, para colaborar con las comisiones nacionales que en cada uno de los países están encargadas de los programas de las conmemoraciones.

Para Zapatero, los mejores valores que inspiraron las independencias iberoamericanas y la Constitución española "siguen vivos " y saludó que el camino que entonces se inició para llevar a estos pueblos la libertad "garantizada por la ley y el derecho" se haya "consolidado casi sin excepción".

Al acto de inauguración de estas jornadas en la Casa de América ha acudido un gran número de representantes políticas, entre otros, el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Angel Moratinos; la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre y el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón.