La oposición georgiana convoca otra protesta tras los últimos incidentes

  • Tiflis, 12 abr (EFE).- La oposición georgiana llamó a sus partidarios a congregarse hoy nuevamente frente a la sede del Parlamento, después de que anoche un grupo de unas 50 personas que no fueron identificadas amenazara y destrozara con palos parte del equipo de los manifestantes.

La oposición georgiana convoca otra protesta tras los últimos incidentes

La oposición georgiana convoca otra protesta tras los últimos incidentes

Tiflis, 12 abr (EFE).- La oposición georgiana llamó a sus partidarios a congregarse hoy nuevamente frente a la sede del Parlamento, después de que anoche un grupo de unas 50 personas que no fueron identificadas amenazara y destrozara con palos parte del equipo de los manifestantes.

"A pesar de nuestra decisión previa de no llevar a cabo ninguna acción en Domingo de Ramos, hemos decidido congregarnos también hoy a raíz de los incidentes de esta noche", declaró la ex presidenta del Parlamento y actual líder de la oposición, Ninó Burdzhanadze.

El pasado viernes, la oposición anunció el comienzo de una campaña pacífica de desobediencia civil para forzar la dimisión del presidente del país, Mijaíl Saakashvili.

Según explicó la oposición, los piquetes tendrán lugar diariamente desde las 15.00 hasta las 21.00 horas, tras lo cual los manifestantes cerrarán cada jornada con un mitin en la plaza frente al Parlamento.

Respecto al ataque de anoche, el presidente del Partido Conservador, Lasha Chjartishvili, dijo que "en la plaza en la que estaba instalado el escenario destinado a los mítines diarios, en el momento del incidente se encontraban varios representantes de la oposición, que no pudieron oponer resistencia".

Según otra dirigente opositora, la ex ministra de Exteriores Salomé Zurabishvili, los atacantes destrozaron el escenario, el equipamiento del centro de prensa y dañaron los amplificadores de sonido.

Agregó que lo ocurrido anoche "es una ofensa a toda la población cristiana de Georgia".

El Ministerio del Interior negó cualquier vinculación de las autoridades con el ataque y prometió examinar los detalles de lo sucedido.

"En el incidente no participaron agentes de la policía, ni empleados del ayuntamiento de Tiflis, ni ninguna otra persona vinculada a ninguna institución estatal", señala un comunicado.

La víspera, unas 15.000 personas se congregaron en cuatro puntos distintos de la capital georgiana después de que el viernes la oposición anunciara el comienzo de la campaña pacífica de desobediencia civil.

Una alianza de 17 partidos opositores inició el jueves una campaña nacional de protestas para lograr la salida de Saakashvili, acusado de autoritarismo, de ser reelegido de forma fraudulenta y ser responsables de la derrota en la guerra contra Rusia de agosto pasado.

El presidente declaró el viernes que no piensa dimitir y que completará su segundo mandato, que expira en 2013, al tiempo que pidió diálogo a sus oponentes, tras lo cual la oposición llamó a la nación a la desobediencia civil.

Sakashvili fue reelegido en enero de 2008 en unas elecciones adelantadas cuya transparencia la oposición ha cuestionado y que fueron convocadas por él mismo después de declarar el estado de excepción en noviembre de 2007 debido a las protestas opositoras, que fueron reprimidas violentamente por las fuerzas del orden.