Sin papeles.- Rubalcaba reconoce que se ha marcado a la Policía "objetivos cuantitativos" dentro de la Ley

Dice que la Policía detiene a 'camellos' en la puerta de los colegios y no a padres 'sin papeles' GUADALAJARA, 16 (EUROPA PRESS) El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, admitió hoy que se ha marcado a la Policía Nacional "objetivos cuantitativos frente a la delincuencia y que su actuación se desarrolla en cumplimiento estricto de la Ley. Rubalcaba se refería así a la orden interna distribuida por comisarías de Madrid marcando un cupo semanal de extranjeros en situación irregular para ser detenidos. Según adelantó ayer Europa Press, una nota interna de la comisaría de Villa de Vallecas, en Madrid, recogía la siguiente instrucción: "Extranjeros: en base a la población de cada distrito, hay que hacer un número de detenidos. Villa Vallecas, objetivo = 35. Si no los hay, se va a buscarlos fuera del distrito". Al ser preguntado esta mañana por el asunto, Rubalcaba afirmó, por una parte, que "la policía cumple estrictamente la Ley", al tiempo que reconoció que ese Cuerpo "tiene objetivos cuantitativos aplicados, por ejemplo, cuando aumenta la delincuencia en un barrio concreto en el que se toman medidas especiales". "Hay instrucciones operativas de funcionamiento que no puedo desvelar, pero que no tienen nada que ver con actuaciones que pudieran ser ilegales", añadió. SIN ALUSIÓN A LAS ÓRDENES SOBRE MARROQUÍES. Rubalcaba no hizo referencia a la parte de la orden en la que se insta a los policías a salir de su distrito para cumplir el cupo de detenciones en el caso de que ese número no se pueda alcanzar en el propio. Igualmente, el ministro no aludió a la instrucción que se da a los policías de colocar a los marroquíes en situación preferente en el momento de pedir el ingreso en el Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE), ya que resulta más barato repatriarlos que a otros irregulares latinoamericanos. A lo que sí se refirió el ministro es a la información publicada hace algunos días por 'El Mundo' en la que asociaciones de inmigrantes se quejaban de redadas policiales a las puertas de los colegios, en las que son detenidos padres sin permiso de residencia que van a recoger a sus hijos. El ministro aseguró: "Es rotundamente falso que se detenga a inmigrantes cuando van a por sus hijos a los colegios. Es verdad que hay Fuerzas de Seguridad en las puertas de los centros escolares para evitar la venta de droga y el menudeo. Alguien ha debido confundir la detención de éstos con inmigrantes que van a por sus hijos".