ÚLTIMA HORA DE LOS ATENTADOS: La policía busca a estos cuatro fugitivos relacionados con los atentados (imágenes)

Rusia llama al orden a Corea del Norte pero reprocha a EEUU y Corea del Sur sus "aventuras militares"


MOSCÚ|

Rusia ha instado a Corea del Norte a sumarse al régimen de no proliferación nuclear, en línea con las nuevas medidas punitivas adoptadas por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas tras los últimos lanzamientos de misiles balísticos, si bien ha subrayado que con esto "el recurso de las sanciones ha quedado agotado" y ha llamado a buscar una solución mediante el diálogo, algo "difícil" si Estados Unidos y Corea del Sur siguen con sus "aventuras militares".

"Llamamos a las autoridades de Corea del Norte a cancelar los programas proscritos y volver a acatar el Tratado de No Proliferación Nuclear y la supervisión del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), así como a adherirse a la Convención para la No Proliferación de Armas Químicas", ha dicho el embajador ruso en la ONU, Vasili Nebenzia, según informa la agencia de noticias oficial Sputnik.

Nebenzia ha explicado que, aunque Rusia --miembro permanente con derecho a veto-- ha apoyado la nueva resolución del Consejo de Seguridad contra Corea del Norte, considera que "el recurso de las sanciones ha quedado agotado". "Así es imposible solucionar el problema de la península coreana", ha afirmado y ha criticado que las medidas restrictivas se usen "para estrangular económicamente o empeorar la situación humanitaria del país".

El representante del Kremlin en la ONU ha propuesto como alternativa elaborar "una estrategia política respecto a Corea del Norte e implicar a Pyongyang en su aplicación por medio del diálogo".

No obstante, ha reconocido que "será difícil avanzar hacia la desnuclearización mientras Corea del Norte sienta amenazada su seguridad". "Las eventuales aventuras militares de cualquiera de las partes pueden devenir en una catástrofe para la estabilidad global y regional", ha alertado.

En concreto, ha llamado la atención sobre el sistema de defensa aérea que Estados Unidos ha ayudado a instalar a Corea del Sur para protegerse de los misiles norcoreanos, por considerar que "es un factor adicional de desestabilización para la región".

También ha criticado las maniobras militares que Washington y Seúl realizan con frecuencia en la zona para exhibir su potencial. "No solo son una fuente de tensión, sino que en general socavan el balance militar existente en la región y ponen en duda la seguridad de los países limítrofes", ha sostenido.

"Quisiéramos confiar en (...) que Estados Unidos no tiene como objetivo derrocar el sistema imperante en Corea del Norte, reunificar a la fuerza la península o intervenir militarmente en este país, pero preocupa que el proyecto de resolución presentado por nosotros, que planteaba estos puntos, no fue apoyado", ha reprochado.

Las nuevas sanciones de la ONU, que podrían recortar hasta un tercio de las exportaciones anuales de Corea del Norte, son la respuesta a los misiles balísticos de alcance intercontinental (ICBM) que el país comunista ha lanzado en las últimas semanas y que siguen a unos años de continuas pruebas nucleares y armamentísticas.