Obama dice que el cohete lanzado por Corea del Norte viola la normativa de la ONU

WASHINGTON, 5 (Reuters/EP)

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, llamó hoy al lanzamiento del cohete norcoreano "provocativo" y una clara violación de las reglas del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

"El desarrollo y proliferación de tecnología balística de Corea del Norte supone una amenaza a la región del noreste asiático y a la paz y seguridad internacional", dijo Obama a través de un comunicado.

"El lanzamiento hoy de un misil Taepodong-2 fue una clara violación de la resolución 1718 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, que prohíbe expresamente a Corea del Norte actividades de cualquier tipo relacionadas con misiles balísticos", añadió Obama.

En el comunicado explicó que "con este acto provocativo, Corea del Norte ha ignorado sus obligaciones internacionales, rechazando inequívocamente las llamadas a la moderación y deja al país asiático más aislado en la comunidad internacional".

"Consultaremos inmediatamente a nuestros aliados en la región, incluidos Japón y Corea del Sur, y miembros del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para llevar este asunto ante el Consejo. Pido a Corea del Norte que acate por completo las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y se abstenga de más acciones provocativas", declaró el presidente.

"Prevenir la proliferación de armas de destrucción masiva y su posterior entrega son una prioridad para mi Administración. Estados Unidos está totalmente entregado al mantenimiento de la seguridad y la estabilidad en el noreste de Asia y seguirá trabajando para la desnuclearización comprobable de la península coreana a través de las Negociaciones a Seis Bandas", comentó Obama.

"Las Negociaciones a Seis Bandas", según palabras del propio presidente de Estados Unidos, "promueven el foro de diálogo para obtener la desnuclearización, reducir tensiones y resolver otros asuntos que conciernen a Corea del Norte, sus cuatro países vecinos y Estados Unidos".

"Corea del Norte tiene un camino hasta ser aceptada en la comunidad internacional, pero no encontrará esa aceptación si no abandona su persecución por conseguir armas de destrucción masiva y acata las obligaciones y responsabilidades internacionales", concluyó el presidente.