El PSOE-A recuerda que el Impuesto de Sucesiones es de carácter estatal y que "es Rajoy quien podría eliminarlo"


CÓRDOBA|
El PSOE-A recuerda que el Impuesto de Sucesiones es de carácter estatal y que "es Rajoy quien podría eliminarlo"

El PSOE-A recuerda que el Impuesto de Sucesiones es de carácter estatal y que "es Rajoy quien podría eliminarlo" CÓRDOBA | EUROPA PRESS

El portavoz del PSOE-A en la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas del Parlamento Andaluz, Jesús María Ruiz, ha señalado este jueves que "quienes hoy se han concentrado ante la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Córdoba", convocados por Asaja y con apoyo del PP y ATA, para exigir la eliminación del Impuesto de Sucesiones en Andalucía, "deberían haberse dirigido a la Moncloa", ya que "es Rajoy quien podría eliminarlo o armonizarlo".

En consecuencia y según ha subrayado Ruiz en un comunicado, "mañana mismo el Consejo de Ministros podría eliminar el Impuesto de Sucesiones y Donaciones en todo el territorio nacional", ya que, según ha insistido, "se trata de un impuesto estatal cedido a las comunidades autónomas y vinculado al sistema de financiación de las mismas y, por lo tanto, es responsabilidad de Rajoy eliminarlo o armonizarlo en el conjunto del Estado".

En este sentido, Ruiz ha recordado que el Parlamento de Andalucía, a propuesta del Grupo Parlamentario Socialista aprobó una proposición no de Ley (PNL) pidiendo al Gobierno de la Nación que reduzca las diferencias entre comunidades autónomas en las tributaciones del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, pero "el PP, una vez más, ha desoído la voluntad de los representantes de los andaluces".

Jesús María Ruiz ha explicado que, en el ámbito de las explotaciones agrícolas, en Andalucía se ha reformado el Impuesto de Sucesiones y Donaciones y "se estableció una reducción del 99 por ciento en la transmisión de las empresas individuales agrícolas, aun cuando dicha actividad no constituya la principal fuente de renta del fallecido, ya que anteriormente era obligatorio que la actividad se desarrollase de forma habitual, personal y directa, y que fuese, además, su principal fuente de renta".

El parlamentario socialista cordobés ha manifestado que esta reducción del 99 por ciento, "que supone prácticamente la eliminación del tributo de sucesiones, es de aplicación a los parientes directos (cónyuge, descendientes o adoptados)" y ha añadido que, "para tratar de preservar las explotaciones agrícolas, esta reducción del 99 por ciento también se aplica a los asalariados sin parentesco alguno con al menos cinco años de vinculación a la explotación".

De igual modo, Ruiz ha señalado que, como consecuencia de la descentralización fiscal, la tributación autonómica del Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones "ha dado lugar a asimetrías que han propiciado el llamado 'dumping fiscal' y, dada su vinculación al sistema de financiación, un perjuicio al principio de equidad en la financiación de los servicios públicos básicos".

Según ha señalado el portavoz socialista, "algunas comunidades autónomas han usado su capacidad tributaria para reducir sus ingresos y con ello deteriorar los servicios públicos, justificando así su privatización, y ejerciendo una competencia desleal en materia tributaria con el resto de regiones".

A juicio de Ruiz, esta "ausencia de armonización fiscal ha ocasionado efectos perversos sobre la financiación de las comunidades autónomas y sobre la sostenibilidad de los servicios públicos esenciales y la equidad en el territorio estatal, respecto al acceso a dichos servicios".

Por eso, Jesús María Ruiz ha insistido en que "debe ser el Estado el que establezca los instrumentos de compensación adecuados a favor de las comunidades autónomas, cuando se adopten medidas que puedan afectar a los tributos cedidos a las mismas, que integren el sistema de financiación autonómica".

Por todo ello, Ruiz ha criticado que "de forma premeditada el PP haya provocado una situación de confusión para generar la idea de desigualdad en la aplicación del impuesto, dando a entender que una gran mayoría de la población que hereda va a verse sometida a la aplicación de este impuesto", y ha aseverado que "esta falsa idea perjudica a las comunidades autónomas que, como Andalucía, aprovechan esos ingresos para garantizar un presupuesto que blinde el Estado del Bienestar".

"La actitud del PP --ha señalado-- es irresponsable porque pretende cuestionar la utilidad del sistema tributario, que es la fuente principal de financiación del Estado del Bienestar" y, por eso, los socialista piden "que el Gobierno lleve a cabo una armonización fiscal y que la financiación autonómica no se vea afectada", recordando en este punto Ruiz que "el Gobierno adeuda a Andalucía 5.522 millones de euros, necesarios para el sostenimiento de los servicios públicos".

Por último, Jesús María Ruiz ha añadido que a los socialistas les "gustaría que quienes hoy se han manifestado contra el Impuesto de Sucesiones y Donaciones muestren la misma energía para defender una financiación justa para Andalucía".