Economía/Fiscal.- Hacienda estudia reformar la Ley de haciendas locales para avalar los impagos que sufren las empresas

MADRID, 24 (EUROPA PRESS) El secretario de Estado de Hacienda y Presupuestos, Carlos Ocaña, avanzó hoy que su departamento estudia modificar la Ley de haciendas locales para avalar los impagos que sufren las empresas por parte de algunas administraciones locales. Así lo puso de manifiesto Ocaña en la Comisión de Presupuestos del Congreso de los Diputados, donde explicó que las medidas que se quieren poner en marcha en este sentido son "complicadas" porque requieren "reformas legales", ya que la legislación actual garantiza la autonomía financiera de las comunidades autónomas y ayuntamientos. "No es tan sencillo", señaló Ocaña, quien aseguró que el Gobierno sigue "con mucho detalle" este tema porque es una situación que "le preocupa". "Cada administración tiene unas responsabilidades y unos recursos, es la regla del juego", añadió. Según Ocaña, la reforma de la ley estaría encaminada a asegurar que las entidades locales devuelven el dinero adelantado por la Administración Central para hacer frente a los impagos que sufren actualmente las empresas. Insistió una vez más en que "la cuestión no está cerrada", aunque añadió que el Ejecutivo trabaja de manera muy intensa en esta materia porque quiere adoptar medidas cuanto antes. "Para ya", respondió Ocaña al ser preguntado por el plazo que se plantea el Gobierno para actuar. En este sentido, explicó que algunas administraciones "pagan mal", pero no todas, y recordó que el Estado tarda una media de dos meses en hacer frente a estos pagos, un tiempo que consideró "aceptable" si se tienen en cuenta los plazos de otras administraciones. SE BARAJAN MÁS ALTERNATIVAS. En declaraciones a los medios tras su comparecencia, Ocaña apuntó que este no es el único mecanismo que estudia Hacienda, y aseguró que el departamento que dirige Pedro Solbes está considerando bastantes alternativas aunque, a su parecer, esta opción es la que "más fácilmente" puede ayudar a las empresas. "Es lo que parece más expeditivo, más directo", señaló el secretario de Estado, quien explicó también que la reforma de esta ley requiere un pacto con todas las partes implicadas, "que son muchas". En este sentido, aseguró que el Ministerio ya ha empezado a hablar con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y aseguró que al Gobierno le gustaría contar con el apoyo del PP en la puesta en marcha de esta iniciativa, como en todas aquellas que tienen que ver con la superación de la crisis económica. Al margen de esta medida concreta, recordó que el Gobierno sigue haciendo muchas otras cosas para ayudar a las empresas a superar los momentos de dificultad, y recordó que actualmente ya hay disponibles 37.900 millones de euros a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO). "Es una cantidad fabulosa", subrayó, tras considerar que supone "muchísimo dinero" puesto al servicio de las empresas que atraviesan dificultades de liquidez. Además, recordó que se han facilitado aplazamientos en los pagos por valor de 1.200 millones de euros. "No son migajas, son cantidades tremendas de recursos a disposición de las empresas", añadió.