Moragas (PP) cree que Solbes "seguirá la estela de Bermejo" pero que Zapatero "no encuentra a nadie" que ocupe el puesto

Asegura que "los gallegos profundos" rechazan "el despilfarro de los nuevos pijos" que se "envuelven" en yates y coches millonarios MADRID, 25 (EUROPA PRESS) El coordinador de la Presidencia del PP y responsable de Relaciones Internaciones, Jorge Moragas, considera que el vicepresidente de Economía, Pedro Solbes, "seguirá la estela" del ex ministro Mariano Fernández Bermejo, que esta semana presentó su dimisión tras la polémica por la cacería con el juez Garzón en Jaén. Eso sí, señala que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, "no encuentra a nadie que ocupe la vacante de Solbes". En un artículo colgado en su blog, recogido por Europa Press, Moragas censura las declaraciones de Solbes asegurando que sentía envidia de Bermejo por ser ex ministro, así como que el jefe del Ejecutivo las calificara de "broma irónica". "Una cosa es que el ministro confiese a su señora en la intimidad que ya no puede más y otra muy distinta es que les diga a los españoles que ya no quiere seguir, que le gustaría ponerse las pantuflas y sentarse en el sofá a ver eurosport con la mente en blanco", afirma. A su juicio, el "problema" de Zapatero es que "no sabe como encontrar a alguien con cara, ojos, prestigio y coraje para que sustituya a Solbes". "¿Quién quiere jugar conmigo a la pelota...? parece clamar sin éxito un Zapatero que deambula por el patio económico de este país. Curiosa paradoja: mientras el paro sube el presidente del Gobierno no encuentra a nadie que ocupe la vacante de Solbes". Por eso, Moragas augura que Solbes seguirá la "estela" del ex ministro de Justicia pero cuando el jefe del Ejecutivo le encuentre un sustituto. "Ya que solo los niños, los políticos y los poetas cometemos la arrogancia de prever el futuro, yo me lanzo: Solbes seguirá la estela de Bermejo. Tiempo al tiempo que sea necesario para encontrar un voluntario", asegura. "LOS GALLEGOS PROFUNDOS". En otro artículo en su blog, Moragas define a los "gallegos profundos" como aquellos que han forjado su existencia en el trabajo duro y sostenido, y los que "no se pierden en ornamentos superfluos y valoran lo material por su utilidad y no por el resplandor que proyecta en los demás". "Son gallegos profundos los que sienten rechazo ante el despilfarro de los nuevos pijos que se envuelven en un ortopédico galleguismo de yates, coches millonarios y mobiliario de nuevo rico --prosigue--. Son gallegos profundos aquellos que no aceptan que se les arrastre a un nacionalismo mimético de vascos o catalanes que disuelve y sacrifica la identidad del galleguismo inteligente". Además, añade que son gallegos profundos "aquellos que se revelan cuando algunos aprovechados pretenden secuestrar su lengua para convertirla en una lanza que divide en lugar de una bella herramienta para unir personas y comunicar sentimientos también profundos". Y concluye: "son gallegos profundos la mayoría de ciudadanos de esta bella tierra que reclama el retorno al sentido común, a la inteligencia y a la unidad. Esos gallegos no tienen rabo sino cerebro".