El Estatuto andaluz centra unas jornadas sobre la aportación de Andalucía a la España constitucional

CÓRDOBA, 25 (EUROPA PRESS) El Estatuto de Autonomía de Andalucía ha protagonizado hoy en Córdoba unas jornadas multidisciplinares, organizadas por el Centro de Estudios Andaluces, dependiente de la Consejería de la Presidencia de la Junta de Andalucía, sobre la aportación de la Comunidad Autónoma andaluza a la España constitucional. Según informó la Junta en un comunicado, un panel de expertos, conformado por investigadores del indicado Centro de Estudios Andaluces, ha sido el que ha debatido hoy en Córdoba sobre la aportación de Andalucía a la España constitucional, una vez que se han cumplido 30 años desde la aprobación de la Carta Magna. La búsqueda de un enfoque multidisciplinar, desde el ámbito del Derecho, la Ciencia Política, la Sociología y la Antropología, caracterizó esta sesión abierta de conferencias, donde se analizó y debatió el papel de Andalucía en aspectos clave, como el Estado de las Autonomías, su participación en la Unión Europea (UE) y los cambios y permanencias en la sociedad y cultura andaluza durante el último tercio del siglo XX. El director del Centro de Estudios Andaluces, Demetrio Pérez, que presidió la inauguración de estas jornadas en la Facultad de Derecho y Ciencias Económicas de la Universidad de Córdoba (UCO), destacó que Andalucía, a lo largo de estos últimos 30 años, "no se ha conformado con ir a remolque de otras regiones, sino que ha demostrado con creces sus ansias de progreso y modernidad, así como su espíritu de superación". El hecho de ser una de las primeras comunidades españolas que, junto con Cataluña y Valencia, ha aprobado un nuevo Estatuto de Autonomía para "elevar al máximo su techo competencial", hace que Andalucía "juegue un papel de liderazgo en el contexto del Estado español, contribuyendo de forma decisiva a la creación de una sociedad moderna, integradora, abierta y solidaria, plenamente inserta en Europa y con un decidido espíritu de internacionalización". Por su parte, el coordinador de las jornadas, el decano de la Facultad de Derecho y Ciencias Económicas de la UCO, Miguel Agudo, hizo hincapié en la trascendencia que tuvo para Andalucía y para el resto de España el referéndum del 28 de febrero, ya que supuso "un punto de inflexión determinante en nuestra vida constitucional, en tanto que contribuyó a fraguar la idea de la España plural que hoy conocemos". El profesor titular de Derecho Constitucional consideró que tras 30 años de desarrollo estatutario, en los que Andalucía experimentó profundos cambios en el ámbito político, social y económico, el nuevo Estatuto marca "un paso más en el desarrollo de la autonomía". Agudo definió el nuevo texto como "plenamente equiparable al más avanzado" y destacó especialmente "su marcado carácter social, que coloca a la ciudadanía en el centro de la acción política". La integración y aportación de Andalucía a las instituciones de la UE fue el tema que trató, por su parte, la investigadora del Centro de Estudios Andaluces Fabiola Mota, que presentó los diversos niveles de gobierno y competencias que se establecen entre las comunidades autónomas (CC.AA) y el ámbito europeo. La dimensión social y cultural y los cambios acaecidos a lo largo de estos 30 años fueron abordados por parte de los investigadores Antonio Jaime, profesor titular de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la Universidad de Granada, y Salvador Rodríguez Becerra, catedrático de Antropología Social de la Universidad de Sevilla. En su intervención, el profesor Jaime detalló el "proceso de modernización" que ha vivido Andalucía en el ámbito económico, político, científico-técnico y socio-cultural, así como el importante cambio de valores que hoy caracteriza a la sociedad andaluza. Todo ello hace que Andalucía se encuentre en "plena convergencia con respecto al resto de España", aunque mantenga ciertas peculiaridades y tenga que dar respuesta a algunos retos importantes, como la educación y el desempleo. Por último, Salvador Becerra calificó como "cambios revolucionarios" los que han ocurrido en la cultura andaluza, en la que se han definido unas nuevas formas de vivir, sentir y actuar por parte de la ciudadanía. Una evolución conjunta de toda la sociedad cuyos nuevos valores difieren de forma sustancial con aquella Andalucía de la transición.