Vascas.-EA rechaza "el miedo a dar saltos" jurídico-políticos y defiende las "ventajas" de los estados pequeños en la UE

BILBAO, 9 (EUROPA PRESS) El presidente de Eusko Alkartasuna, Unai Ziarreta, defendió hoy las "ventajas" que, a su entender, aporta el ser un Estado pequeño dentro de la Unión Europea, por lo que apostó por "hacer pedagogía" sobre esta cuestión e "intentar eliminar los miedos que muchas veces suele haber a la hora de dar saltos cualitativos en el entramado jurídico-institucional, hacia un nuevo marco jurídico-político". Ziarreta realizó esta apuesta en una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por el europarlamentario de su formación, Mikel Irujo, y el asesor del Parlamento europeo Marc Garafot, en la que presentó un informe realizado por, entre otros, estos dos últimos, titulado 'Beneficios de ser un Estado pequeño en la Unión Europea'. "Tiene ventajas ser un Estado pequeño en Europa y es fundamental en Euskadi, también en el Estado español y a nivel europeo hacer pedagogía sobre esta cuestión, explicar a la gente las ventajas, intentar eliminar los miedos que muchas veces suele haber a la hora de dar saltos, saltos cualitativos, saltos en el entramado jurídico-institucional, saltos hacia un nuevo marco jurídico-político", explicó el presidente de EA. En este sentido, enumeró las ventajas que él advierte para un hipotético Estado vasco independiente en la UE, ya que se lograría "mayor proximidad en la gestión, menor burocratización, mejor conocimiento y mejor respuesta a los problemas o mayor flexibilidad ante la crisis", entre otras cuestiones. Además, añadió, los estados pequeños tienen "cada vez mayor capacidad de influencia" en la Unión, por lo que la sociedad vasca quiere "presencia directa en Europa sin intermediarios". "Hay que poner el acento desde aquí, no desde Madrid", agregó. Sobre esta cuestión, explicó que un Estado vasco en la UE supondría mejores cotas de pesca para los arrantzales, mejor reparto de los fondos estructurales y de cohesión, que el euskera fuera lengua oficial y que la fiscalidad foral no estuviera "permanentemente atacada". Por último, señaló que Escocia representa el caso "paradigmático" porque "sin que haya existido jamás un tiro" se camina hacia la estatalidad. "Por ahí puede venir la solución", concluyó.