La ONU pide 64 millones de euros para responder al éxodo rohingya en Bangladesh


MADRID|

Las organizaciones humanitarias que ayudan a los casi 300.000 rohingya que han huido en las últimas semanas de Birmania y se han refugiado en el vecino Bangladesh necesitan 77 millones de dólares (unos 64 millones de euros) para paliar las necesidades "urgentes", según el balance de Naciones Unidas.

El oficina de la ONU en Bangladesh ha cifrado en 290.000 el número de personas que han escapado de la ola de violencia en el estado birmano de Rajine, donde las fuerzas de seguridad han intensificado la represión a raíz de un ataque perpetrado por insurgentes el 25 de agosto.

El éxodo masivo de rohingya ha generado una nueva ola de necesidades en Cox's Bazar, Bangladesh, y se ha elaborado un Plan de Respuesta para este año que requiere de 77 millones de dólares. El fondo de emergencia de la ONU ya ha desbloqueado 7 millones de dólares.

El coordinador de Naciones Unidas en Bangladesh, Robert Watkins, ha defendido que, dado que "el movimiento de personas no muestra señales de detenerse", es "vital" que las organizaciones que trabajar sobre el terreno tengan los recursos que necesitan para atender a miles de personas "que se han visto obligadas a huir de sus casas y han llegado a Bangladesh sin nada".

La ONU ha incidido en la "necesidad urgente" de crear 60.000 nuevos refugios, así como de garantizar comida, agua potable y servicios sanitarios para quienes siguen cruzando la frontera. Watkins ha llamado también a prestar servicios de salud mental a las víctimas de la violencia sexual.