El enviado de EEUU pide aunar esfuerzos para ayudar a los desplazados de Darfur

  • Jartum, 8 abr (EFE).- El enviado especial de EEUU para Sudán, el general Scott Gration, pidió hoy aunar los esfuerzos del Gobierno sudanés, EEUU, la comunidad internacional y las ONG, para ayudar a los desplazados del conflicto de la región de Darfur.

El enviado de EEUU pide aunar esfuerzos para ayudar a los desplazados de Darfur

El enviado de EEUU pide aunar esfuerzos para ayudar a los desplazados de Darfur

Jartum, 8 abr (EFE).- El enviado especial de EEUU para Sudán, el general Scott Gration, pidió hoy aunar los esfuerzos del Gobierno sudanés, EEUU, la comunidad internacional y las ONG, para ayudar a los desplazados del conflicto de la región de Darfur.

El responsable estadounidense, que llegó el 2 de abril pasado a Sudán, hizo esa declaración a los periodistas en Jartum, tras reunirse con el ministro sudanés de Asuntos Exteriores, Dineq Alour, y el asesor de la Presidencia, Mustafa Ozman Ismail.

Gration dijo que encontró la situación humanitaria mucho mejor de lo que esperaba en algunas zonas que visitó en Darfur, mientras que en otras áreas de esa región se mantiene peor, ya que carecen de agua potable y de atención médica.

Asimismo, el emisario de EEUU afirmó que percibió en las autoridades sudanesas la disposición de cooperar para mejorar la situación humanitaria en esa región, por lo que se comprometió en que su país trabajará para lograr ese objetivo colaborando con todos.

En ese sentido, el objetivo de la próxima etapa será acordar un alto el fuego en Darfur, y el regreso de los desplazados a sus aldeas, añadió Gration.

Por su parte, Ismail mostró su esperanza de que la visita del emisario norteamericano a Sudán suponga el comienzo del desarrollo de los lazos entre Jartum y Washington.

El sábado pasado, Gration, en su visita en Al Facher, capital de Darfur del Norte, pidió la búsqueda de una solución a la crisis entre el Gobierno sudanés y las 13 organizaciones humanitarias extranjeras que han tenido que abandonar el país.

Esas 13 ONG fueron expulsadas el pasado 4 de marzo por las autoridades de Jartum poco después de que la Corte Penal Internacional (CPI) emitiera una orden de arresto contra el presidente sudanés, Omar Hasan al Bachir, por su supuesta implicación en crímenes de guerra y lesa humanidad en Darfur.

El conflicto de Darfur estalló en febrero de 2003 cuando dos grupos rebeldes se levantaron en armas en protesta por la situación de abandono de la zona.

Desde entonces, han muerto alrededor de 300.000 personas, según cálculos de la ONU.