El MI5 advierte de nuevo peligro terrorista procedente de Somalia

  • Londres, 16 feb (EFE).- Docenas de extremistas islámicos han recibido entrenamiento en campamentos de Somalia antes de regresar al Reino Unido, según fuentes de los servicios de inteligencia británicos.

El MI5 advierte de nuevo peligro terrorista procedente de Somalia

El MI5 advierte de nuevo peligro terrorista procedente de Somalia

Londres, 16 feb (EFE).- Docenas de extremistas islámicos han recibido entrenamiento en campamentos de Somalia antes de regresar al Reino Unido, según fuentes de los servicios de inteligencia británicos.

Los expertos del MI5 temen que esos terroristas intenten lanzar ataques contra este país o reclutar a jóvenes para su causa, advierte el jefe de esa agencia de inteligencia en declaraciones a la emisora británica Channel 4.

En Estados Unidos, el jefe saliente de la CIA, Michael Hayden, ha advertido también de que la invasión de Somalia por Etiopía a finales del 2006 fue un "catalizador" para los expatriados somalís que viven en distintos países del mundo.

Una investigación de la citada emisora revela que un terrorista que creció en la localidad inglesa de Ealing protagonizó un atentado suicida en Somalia en el que murieron más de veinte soldados.

Ese incidente, el primero relacionado con un somalí del Reino Unido, obligará a la policía británica a prestar más atención a la comunidad somalí de este país, la mayor de Europa con unas 250.000 personas, señala el diario "The Times".

"Pakistán obtiene la mayor atención por lo que respecta a amenazas externas, pero creo que deberíamos fijarnos más en el Cuerno de África y Somalia en particular", afirma un experto en la lucha antiterrorista.

La milicia radical islamista al-Shabaab, considerada por EEUU una organización terrorista, ha aprovechado la retirada de Etiopía para incrementar su control del sur de Somalia.

La mayoría de los somalíes entraron en Gran Bretaña como solicitantes de asilo en los veinte últimos años.

Entre ellos están Yasin Omar y Ramzi Mohammed, dos de los cuatro terroristas convictos de los frustrados atentados contra el metro de Londres del 21 de julio del 2005.

El Gobierno británico mientras tanto prepara una nueva respuesta a la amenaza terrorista interna, según informa hoy la BBC.

Los dirigentes islámicos que destacan la incompatibilidad de su religión con la democracia occidental serán aislados o rechazados públicamente aunque sus comentarios no violen las leyes británicas sobre libertad de expresión.

Esas medidas se aplicarán también a quienes sostienen que los musulmanes no deberían votar y que debería condenarse a los homosexuales por razones religiosas.

Hay algunos predicadores islámicos muy conocidos, y algunos de ellos extremadamente populares entre los jóvenes, que condenan el terrorismo, pero afirman al mismo tiempo la incompatibilidad del Islam con los valores occidentales.

Así, el jeque Jalid Yassin, uno de los predicadores más conocidos, declaró en cierta ocasión, dirigiéndose a sus correligionarios: "Si preferís la ropa de los infieles a la de los musulmanes, debéis saber que mucha de esa ropa la llevan maricas, homosexuales y lesbianas".

Otro influyente predicador llamado Abdurraheem Green, que utiliza internet para difundir su mensaje, afirma que "el Islam no es compatible con la democracia" y que el hombre tiene derecho a "aplicar cierta violencia física, una ligera paliza" a las mujeres "malas" aunque precisa que ésa no debería dejar huellas.

El ministerio del Interior ha dedicado 80 millones de libras (algo más de 89 millones de euros) en proyectos a nivel de barrio destinados a prevenir la radicalización de los jóvenes musulmanes.