España quiere que su Presidencia de la UE sea "euroamericana"

  • Madrid, 12 feb (EFE).- España concederá "una importancia central a la relación de la Unión Europa con América Latina y el Caribe" durante la Presidencia de la UE que asumirá en el primer semestre del próximo año, anunció hoy el jefe de Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero.

España quiere que su Presidencia de la UE sea "euroamericana"

España quiere que su Presidencia de la UE sea "euroamericana"

Madrid, 12 feb (EFE).- España concederá "una importancia central a la relación de la Unión Europa con América Latina y el Caribe" durante la Presidencia de la UE que asumirá en el primer semestre del próximo año, anunció hoy el jefe de Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero.

"Quiero que la Presidencia española se distinga por ser euroamericana en la más amplia acepción del término", dijo Zapatero durante un acto en Madrid en el que presentó los principales objetivos de su Gobierno para la presidencia de la Unión Europea.

Para ello, se trabajará intensamente "por el fortalecimiento de esa asociación estratégica birregional que hemos venido construyendo en los últimos años".

España "pondrá todo su empeño en que la VI Cumbre Europa-Latinoamérica-Caribe constituya un salto cualitativo en el fortalecimiento de la relación esencial entre dos regiones del mundo que compartimos fuertes lazos históricos, sociales, culturales y económicos", además de valores y principios democráticos, agregó.

Entre los objetivos, citó también la aspiración de que se materialice la firma del Acuerdo de asociación entre la Unión Europa y Centroamérica, el primero entre ambos bloques regionales.

El jefe del Gobierno español aludió asimismo a la relación con Estados Unidos para destacar que "en el nuevo mundo multipolar que se abre camino, Europa y EEUU deben seguir siendo aliados y socios esenciales".

"Tenemos una estupenda ocasión para fortalecer la relación transatlántica con la nueva Administración norteamericana, pero Europa debe ser capaz también de responder a esas expectativas, de estar a la altura de las circunstancias".

España asumirá la Presidencia de la Unión Europea en el primer semestre de 2010, mandato para el que se ha fijado como primer objetivo, en palabras de Zapatero, "proseguir la lucha para dejar atrás la crisis" y en segundo lugar "una profundización de la Europa social", además de contribuir a "avanzar en la integración de los inmigrantes", entre otras metas.