No debe darse "otra salida en falso" en las relaciones Rusia-EEUU, según Lavrov

  • Moscú, 11 abr (EFE).- El ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, declaró hoy que Rusia y Estados Unidos no se pueden permitir "otra salida en falso" en las relaciones mutuas, al tiempo que se mostró satisfecho con el desarrollo de las mismas con la nueva Administración norteamericana.

Moscú, 11 abr (EFE).- El ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, declaró hoy que Rusia y Estados Unidos no se pueden permitir "otra salida en falso" en las relaciones mutuas, al tiempo que se mostró satisfecho con el desarrollo de las mismas con la nueva Administración norteamericana.

"Estamos satisfechos de cómo se desarrollan las relaciones con la nueva Administración. Sería más correcto hablar aquí de un optimismo precavido", declaró el jefe de la diplomacia rusa durante una sesión del Consejo de Política Exterior y de Defensa.

Subrayó que restablecer la confianza mutua entre ambos países llevará un tiempo, pero señaló que las partes se mueven en la dirección correcta.

"No nos podemos permitir otra salida en falso en nuestras relaciones", subrayó Lavrov, citado por la agencia Interfax.

Por otra parte, descartó negociar cualquier concesión con Estados Unidos en varios temas políticos y señaló que "cualquier canje carecería de principios y no sería real", señaló.

Recordó, además, que ambos países llegaron al acuerdo en sus encuentros recientes de que una de las principales prioridades de su cooperación es la situación en Afganistán.

"Aquí tenemos oportunidad de complementar nuestros esfuerzos", dijo.

Agregó que "Asia Central es una región clave para la resolución de todos los problemas en Afganistán" y subrayó que Rusia está dispuesta a colaborar con todas las partes.

"Sin embargo, no queremos que esta región sea contemplada como zona de influencia de nadie", puntualizó.

Por otra parte, Lavrov expresó su convencimiento de que no es posible volver a la práctica de dividir el espacio postsoviético en "esferas de influencia" de Rusia y Occidente, al tiempo que llamó a todos los socios de Moscú a implementar sus políticas de la forma más transparente posible.

"No estamos pidiendo a nuestros socios occidentales nada más que una política inteligible y transparente en el espacio de la (postsoviética) Comunidad de Estados Independientes", señaló.