El BNG apuesta por que los pactos con el PSOE en los municipios "sigan", pero defiende reforzar la "lealtad"

Aboga por "estrechar" las alianzas políticas con los otros referentes y "alargar" Galeuscat a todo el "nacionalismo operante en el Estado"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 (EUROPA PRESS)

El Bloque Nacionalista Galego (BNG) tiene "el máximo interés en que los pactos sigan" con el PSOE en el ámbito municipal, pero considera que los socialistas han llevado a cabo una "deriva centralista" y carecen de "lealtad" cuando constituyen la fuerza minoritaria en un bipartito, por lo que los nacionalistas ven necesario reforzar el "respeto mutuo".

En el borrador del documento político, que la comisión redactora trasladará a los miembros del Consello Nacional el próximo sábado y al que tuvo acceso Europa Press, el BNG precisa que "no es oportuno proceder a una revisión global del pacto" y que ésta debe basarse "en la búsqueda demás efectividad en el ámbito político y social".

El Bloque admite que "hay que analizar la situación en la que se encuentran los distintos gobiernos de coalición" con el PSOE y "revisar los que sean necesarios", de forma que se adopten "correcciones para el cumplimiento de los acuerdos".

De este modo, entiende que "la ocupación de la mayoría de las instituciones municipales por un Partido Popular centralista y obsesionado con la eliminación de nuestras señales de identidad y consciencia nacional, sería negativo". Por ello, el BNG concluye que "las coaliciones son necesarias para conjurar este peligro".

Los nacionalistas apuestan por "actualizar fórmulas de participación y mejorar la comunicación entre los cargos municipales y la base social", así como "actualizar la estrategia para garantizar la participación de la militancia" en los gobiernos municipales. Con la vista puesta en las municipales, en los ayuntamientos en que los que el BNG esté en la oposición, la formación apuesta por "definir con la anterioridad suficiente las candidaturas, para que se visualice la credibilidad de los equipos".

OPOSICIÓN AUTONÓMICA

Tras los resultados del 1 de marzo, que la formación frentista admite como un "fracaso" al respecto de los objetivos marcados y que atribuye, entre otras cuestiones, a la acción del Gobierno en la Xunta por parte de los nacionalistas, así como al "fracaso en la tarea de ampliar la base electoral en algunos de los territorios sociales hegemonizados tradicionalmente por el PP", el BNG aspira a que el nacionalismo gallego "sea la vanguardia en la oposición destinada a desvendar el verdadero significado de la política del PP.

Hace hincapié en que con el PSOE representan "proyectos políticos distintos y dos formas de concebir Galicia y la actuación política", pero pese a ello, se muestra a favor de "acuerdos tácticos en el ámbito institucional para favorecer coincidencias en al acción. A ello, añade que "la visualización de una alternativa democrática al PP debe conllevar una dialéctica política propia de Galicia".

El segundo apartado que aparece en el documento político --que acoge los objetivos--, basado en las tesis del Consello Nacional del 14 de marzo, el BNG augura que "se abre un tiempo político en el que la derecha va a endurecer las medidas represivas contra las libertades colectivas y contra las señales de identidad de la nación gallega". "El españolismo va a encentar un proceso de poda de las ramas que sustentan el proyecto emancipador gallego", prevén los nacionalistas.

Frente a ello, la oposición de la política "para ser eficaz, necesita de aliados sociales, de cobertura en la base, de compromisos y de movilizaciones de las mayorías sociales afectadas", avisan. En base a estas tesis, la labor de oposición será la de defender las medidas tomadas por el Gobierno bipartito que supusieron mejoras sociales y ahondar en las propuestas alternativas a la "lógica económica dominante", añaden.

NACIONALIDADES EN EL ESTADO

Por otro lado, el BNG califica el bipartidismo de PSOE y PP de "reflejo de un modelo socioeconómico profundamente injusto" y considera que "enfrontarlo" requiere "promover una reforma del Estado.

"Es preciso que estrechemos las alianzas políticas con los otros referentes nacionalistas y buscar en este sentido el alargamiento de Galeuscat al conjunto del nacionalismo político operante en el Estado", reza el documento.

Los nacionalistas deben actuar con "un mínimo común denominador" basado en: "la plurinacionalidad, el derecho de todos los territorios del Estado a formular un modelo de desarrollo económico autocentrado y en la determinación de un nuevo sistema de financiación autonómica que termine con la incongruencia de que se descentralicen los gastos, pero no los ingresos".

En el contexto estatal, ante la nueva situación del Gobierno del PP en Galicia, la organización frentista incide en "redefinir y matizar más su actuación en las Cortes Generales". Así, los nacionalistas "tienen que mantener un perfil claro frente a la crisis desde la diferencia de ser una fuerza política gallega y popular", agrega y finaliza que "debe seguir manteniendo la disponibilidad a acuerdos puntuales con el Gobierno español en beneficio de Galicia".