El Congreso pondrá mañana en marcha la reforma legal para suprimir en seis meses del 'callejero etarra'

MADRID, 11 (EUROPA PRESS) El Congreso de los Diputados pondrá mañana en marcha la tramitación de la proposición de ley que pactaron el PSOE y el PP el pasado mes de noviembre para garantizar que en un plazo de seis meses sean retirados de las calles del País Vasco y Navarra todos los símbolos que enaltezcan a ETA o a sus miembros. El texto que se tomará en consideración es una proposición de ley que también lleva la firma del grupo que comparten ERC, IU e ICV y dos formaciones integradas en el Grupo Mixto: Coalición Canaria y Unión, Progreso y Democracia (UPyD), por lo que cuenta con el apoyo suficiente para que la propuesta salga adelante. En concreto, la iniciativa pretende modificar la Ley de Solidaridad con las Víctimas del Terrorismo para obligar a las administraciones a retirar los símbolos dedicados a ETA o sus miembros en un plazo máximo de seis meses. Además, a través de la proposición, el Estado rinde "testimonio y honor a quienes han sufrido actos terroristas" y "asume el pago de las indemnizaciones que les son debidas por los autores y demás responsables de tales actos". Cuando la reforma se tome en consideración por el Pleno del Congreso, se abrirá un plazo de enmiendas como cualquier como con cualquier otro texto, si bien se espera que su tramitación sea rápida. EN PLENA PRECAMPAÑA ELECTORAL El portavoz adjunto del PP en el Congreso y diputado por Álava, Alfonso Alonso, ya subrayó hace unos días la conveniencia de que esta iniciativa se debata en plena precampaña vasca, habida cuenta de que ETA "ha vuelto a plantear un desafío y una amenaza" a la sociedad con su intención de concurrir a las elecciones del próximo 1 de marzo. Según Alonso, los 'populares' defienden que el arranque de la precampaña en Euskadi es un momento "especialmente oportuno" para que la Cámara evidencie así su unidad contra ETA y para "hacer inútiles las amenazas de ETA en el periodo electoral".