González Pons lamenta que al "cansado y viejo" Solbes le sustituya una ministra "antigua" y no una persona "de refresco"

Avisa al Gobierno de que si pierde apoyo ciudadano en las europeas estaría en una situación de "extraordinaria inseguridad"

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

El secretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, consideró hoy que la remodelación de Gobierno ha sido una "crisis inútil y fallida" y lamentó que al "viejo y cansado ministro Pedro Solbes" le ha sustituido "una ministra antigua" y no "alguien de refresco". "Ha entrado una persona vieja con ideas viejas y que además ha visto sus poderes recortados porque se le ha quitado de su competencia toda el área de financiación de comunidades", aseveró.

González Pons criticó así que el cambio del Gobierno ha servido para materias como la educación o la cultura pero no para paliar la crisis económica y subrayó que el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, ha optado por configurar un Gabinete en el que "si alguna red se equivoca no habrá nadie que tenga valor suficiente para decir 'no lo estás haciendo bien'". "Todos los ministros son los que dicen sí a Zapatero", remachó en una entrevista a Antena3 recogida por Europa Press.

En opinión del secretario de Comunicación del PP, la economía "ha devorado" la capacidad de gestión del Gobierno "desde el primer día". "Salgado es una ministra antigua que lleva mucho tiempo en el Gobierno y no es una cara nueva que pueda generar expectativas", indicó, para reprobar que "simplemente se han recolocado las viejas ideas del Gobierno de Zapatero en otro lugar".

EL GOBIERNO DEBE RENUNCIAR A RECAUDAR

Así las cosas, defendió que su partido tiene como objetivo prioritario combatir la crisis económica y luchar contra el paro porque una economía sin empleo no puede mantener, dijo, la seguridad social, las pensiones y, en general, el bienestar. En este sentido, recordó que el PP ha presentado un paquete de medidas al Gobierno para que las tenga en cuenta, dialogue o pacte. "Hemos presentado un paquete de medidas como si nosotros fuéramos el Gobierno", apostilló.

Aseguró que es momento de hablar de "conservación de empleo" y convertir los puestos de trabajo en empleos fijos. "Hay que cortar la hemorragia, cortar los despidos", ilustró González Pons, quien invitó al Gobierno a "renunciar a recaudar" para así permitir que ese dinero permanezca en manos de particulares y empresas. "Hay que inyectar en el sistema y si no lo hacen los bancos tiene que hacerlo el Gobierno y eso funciona", remarcó.

A esta dificultad económica, añadió el dirigente 'popular', se añade una "crisis política" para el Ejecutivo socialista que "no tiene apoyos parlamentarios" para sacar adelante sus iniciativas. "Nosotros, que estamos en la oposición, nos encontramos en una posición más favorable para sacar adelante alguna iniciativa parlamentaria que el propio Gobierno", celebró.

En esta línea, advirtió al Gobierno de que ha perdido apoyo parlamentario y puede perder también respaldo ciudadano el día de las elecciones europeas lo que le deja, dijo, "en una situación de extraordinaria inseguridad".

En su opinión, los españoles pueden decidir con su voto en la cita electoral del próximo junio "algo muy importante para Europea pero también para España". Para González Pons, hay un trasvase de votos entre simpatizantes del PSOE y del PP y esos votantes "son los que decantan" el resultado de las elecciones.

'GÜRTEL': RESPONDER "INDIVIDUALMENTE"

Preguntado si el eurodiputado Gerardo Galeote, implicado en el caso 'Gürtel', estará en las listas de su partido a las elecciones europeas, respondió que el PP no examinará hasta finales de abril las condiciones en las que se encuentran los posibles candidatos. A su juicio, la presunta trama de corrupción "no ha beneficiado ni perjudicado" a su partido porque "no se trata de un caso de financiación irregular".

Defendió que el PP se ha financiado "correctamente" como demuestran, dijo, sus auditorías e informes del Tribunal de Cuentas y añadió que si se demuestran responsabilidades individuales tendrán que responder "individualmente" quienes estén afectados. "Pero el PP está a salvo", reiteró.