Antich confía en que se adopten "decisiones importantes" en las reuniones que mantendrán los socios del Pacte

PALMA DE MALLORCA, 07 (EUROPA PRESS)

El presidente del Govern, Francesc Antich, confió hoy en que en las reuniones que mantendrá con el presidente de UM, Miquel Nadal, y con el portavoz parlamentario del Bloc, Biel Barceló, con la intención de desbloquear la crisis en la que está sumido el Ejecutivo autonómico -a raíz de la intención de UM de llevar a cabo la construcción del campo de golf de Son Baco con oferta complementaria- se adopten "decisiones importantes".

En declaraciones a los periodistas en los pasillos del Parlament, Antich señaló que "es bueno" que las diferentes fuerzas políticas "se sienten y hablen" sobre las diferentes "cuestiones en las que hay algunas diferencias". Asimismo, indicó que en una situación de crisis económica como la actual se deben "juntar esfuerzos" de manera que "todo el mundo" trabaje al 100%.

En este sentido, señaló que el Govern debe fijar sus "prioridades" que, actualmente, pasan por mantener los puestos de trabajo y crear nuevos, así como reactivar la economía balear.

No obstante, indicó que será tras estas reuniones con los socios del Pacte cuando informen de las conclusiones adoptadas puesto que "habrá más de una". Así, incidió en que los periodistas serán los primeros en conocerlas con el objetivo de que informen a la población del archipiélago.

Sobre estos encuentros, el conseller de Presidencia, Albert Moragues, ayer se mostró muy prudente a la hora de confirmar si efectivamente se iba a producir hoy la reunión, tal y como la portavoz del Govern, Joana Barceló, ya adelantó el pasado viernes, señalando que en los próximos días el presidente Antich se reuniría con sus socios con el fin de encontrar una salida al conflicto.

Así, Moragues indicó en declaraciones a la prensa que no será hasta después de Semana Santa cuando se produzcan las reuniones, y, si bien admitió "contactos" descartó que mañana, cuando habrá sesión plenaria en el Parlament, se vaya a producir una reunión de alto nivel entre los dirigentes del PSOE, Bloc y UM.

Moragues indicó que se han producido "contactos" entre las fuerzas políticas para establecer un "calendario de reuniones". Tras indicar que el paréntesis de Semana Santa podría servir para "calmar los ánimos" de cara a reanudar las conversaciones la próxima semana, consideró "indispensable" una reunión multilateral, para poder llevar a cabo una "discusión positiva". Asimismo, el conseller se mostró confiado en encontrar una salida al conflicto, aunque aseguró que dicha salida "requiere una preparación previa y un calendario de encuentros".

Después que el conseller de Presidencia realizara estas declaraciones, desde el Pacte confirmaron que aunque después de Semana Santa continuarán las reuniones y los contactos a todos los niveles, la gravedad de la crisis, en la que Bloc y UM han llegado a invitarse mutuamente a abandonar el equipo de gobierno, obliga a empezar las negociaciones "antes de fiestas".