Arona sigue a la espera de una solución del Cabildo de Tenerife al 'bosque' de antenas de la montaña protegida de Guaza

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 24 (EUROPA PRESS) El alcalde de Arona (Tenerife), José Alberto González Reverón, ha reconocido que 'el bosque' de antenas que hay sobre el monumento natural de la montaña de Guaza es "ilegal" en la mayoría de los casos y que desde hace algo más de tres años el consejero del área de Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife, Wladimiro Rodríguez, se ha comprometido a dar una solución que aún no tiene fecha. "Allí hay antenas con más de 30 años de antigüedad y sin licencia", reconoció el nacionalista aronero que indicó que Guaza es "una montaña de extraordinaria belleza y con valores ambientales únicos". "Es de lo poco que queda en la zona", subrayó el primer edil. González Reverón reconoció que Guaza "es una barrera física" y que el municipio entiende que en este ámbito hay antenas de telefonía, radios y hasta de la Policía Local, entre otras que necesitan una solución, pero "lo que hay actualmente sobre Guaza es una cosa aberrante, impropia del siglo XXI". La solución consensuada pasa por la colocación de un punto único en la montaña a la que se "enganchen" quienes precisen de señal. "Llevo cinco años y medio como alcalde y desde hace más de tres el consejero insular Wladimiro Rodríguez ha hablado de un proyecto único para dar salida, sin que hasta el momento se haya concretado", precisó el alcalde aronero. UN MONUMENTO NATURAL La montaña de Guaza ha sido declarada monumento natural por el Gobierno de Canarias desde 1987. Las 757 hectáreas con las que cuenta este domo cuentan también con normas de conservación recientemente aprobadas. Sus valores geológicos, paisajísticos y naturales han hecho que se acuerde su protección, en un espacio, que si bien sirvió como lugar de cultivo las construcciones son escasas y contrasta con el crecimiento urbanístico de los márgenes sobre los que se levanta.