La Fiscalía de Valencia investigará la degradación del barrio de El Carmen tras una denuncia de los vecinos

VALENCIA, 17 (EUROPA PRESS)

La Fiscalía Provincial de Valencia investigará la degradación del barrio de El Carmen tras recibir una denuncia de la Asociación de Vecinos, en la que se quejan de la "falta del cumplimiento" del Plan de Rehabilitación Integral de Valencia (Riva), según confirmaron a Europa Press fuentes de la entidad.

Los vecinos remitieron al fiscal delegado de Medio Ambiente y Urbanismo de Valencia, Joaquín Baños, un informe, con fecha de 6 de marzo, en el le pedían que abriese una investigación para "esclarecer" lo que está pasando en el barrio de El Carmen, "y por qué". Así, le describieron la "falta de compromisos" y el "incumplimiento" de la ley en lo referido al Plan Riva.

En concreto, le expusieron en el escrito que "nunca" se habían culminado las expropiaciones realizadas al amparo de este Plan; y que, a pesar de haber procedido al desalojo "urgente" de los vecinos, "condenados a abandonar sus casas", tampoco se habían cumplido las órdenes de realojo.

Así, comentaron que el Instituto Valenciano de Valencia (Ivvsa) es propietario de muchos solares en El Carmen, y en ellos no se habían realizado los correspondientes proyectos a los que la ley obliga a sus propietarios. Así mismo, lamentaron que haya varias viviendas terminadas hace más de seis años "sin que todavía se hayan entregado a los damnificados y vecinos sin casa".

Junto a ello, los vecinos denunciaron el "fuete" impacto ambiental que producen más de 100 solares abandonados y sucios; así como más de 100 viviendas, propiedad de la Administración, "que lo único que hacen es mostrar una fachada sucia, ruinosa e improductiva". También criticaron que una partida de "varios millones de euros" destinada a llevar adelante el plan de revalorización de la muralla árabe "se ha diluido y no se sabe cómo".

Con todo, denunciaron la "falta de cumplimiento" del Plan Riva, que es de obligada ejecución, según los convenios firmados en su día por Lerma, Barberá, Zaplana y Camps. Así, y tras exponer esta situación, desde la asociación solicitaron a Fiscalía que abriese una línea de investigación para que establezca "qué es lo que está pasando".

Así mismo, le pidieron que pusiera todos los medios a su alcance para que "toda esta anómala y escandalosa situación" pueda ser revertida, y tanto los propietarios como todos los habitantes de Valencia "puedan sentirse a gusto en un barrio que esté en sintonía con las más elementales y homologadas normas del urbanismo actual".

Tras recibir el informe, la Fiscalía de Valencia ha decidido abrir diligencias de investigación penal, y ya ha designado a un fiscal instructor de esta causa, indicaron las mismas fuentes.