Unas 400 personas asisten en Badajoz a unas jornadas de urbanismo y medio ambiente sobre la normativa estatal y regional

BADAJOZ, 16 (EUROPA PRESS)

Unas 400 personas, entre abogados, arquitectos, estudiantes y personal técnico de la Administración regional y entes locales, asistieron hoy en Badajoz a unas Jornadas sobre Urbanismo y Medio Ambiente sobre la nueva normativa estatal y autonómica.

En el acto inaugural de estas jornadas, que se desarrollan a lo largo del día de hoy en la Institución Ferial de Badajoz (Ifeba), participaron el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara; el concejal delegado de Urbanismo en el Ayuntamiento de Badajoz, Celestino Rodolfo; y en representación de la institución y la entidad patrocinadora de estas jornadas el presidente de la Diputación de Badajoz, Valentín Cortés, y el presidente de la Caja Rural de Extremadura, Mariano Señorón, respectivamente.

Durante su intervención, el presidente del ejecutivo autonómico apostó por un "equilibrio" que permitir "avanzar con un desarrollo urbanístico" pero que al mismo tiempo "respete el medio ambiente".

A este respecto, Fernández Vara apuntó que el urbanismo es un instrumento "imprescindible" para "regular la convivencia" del mismo modo que defendió la elaboración de "normas mínimas y básicas" porque a su juicio tampoco es cuestión de que cada Comunidad "haga lo que de la gana".

En este sentido, hizo especial hincapié en que tiene que "existir la posibilidad" de que las Comunidades Autónomas adapten la legislación a las "realidades distintas". Una circunstancia que a su juicio tiene "mucho que ver" con la densidad de población, el territorio y la forma de vida.

Por su parte, el concejal delegado de Urbanismo en el Ayuntamiento de Badajoz, Celestino Rodolfo, abogó por un urbanismo que permita una "armonía entre el desarrollo y la preservación" del Medio Ambiente que tienda a "conservar" a "nuestras ciudades y pueblos".

En su intervención, Valentín Cortés aplaudió la "acogida" que han tenido estas jornadas a las que calificó de oportunas con vistas a la "necesidad de control de la actividad urbanística".

Por otra parte, el presidente de la Caja Rural de Extremadura, Mariano Señorón, consideró que el Urbanismo debe de estar "al servicio del ciudadano y de su calidad de vida" del mismo modo que debe velar por la "protección" de la Naturaleza.