Donaciones a misiones católicas se reducen hasta el 75 por ciento en Colombia

  • Bogotá, 10 abr (EFE).- Las donaciones de los creyentes a las instituciones misioneras católicas de Colombia se han reducido este año hasta en el 75 por ciento por efecto de la crisis económica mundial, sostuvo hoy el eclesiástico Felipe Acosta.

Donaciones a misiones católicas se reducen hasta el 75 por ciento en Colombia

Donaciones a misiones católicas se reducen hasta el 75 por ciento en Colombia

Bogotá, 10 abr (EFE).- Las donaciones de los creyentes a las instituciones misioneras católicas de Colombia se han reducido este año hasta en el 75 por ciento por efecto de la crisis económica mundial, sostuvo hoy el eclesiástico Felipe Acosta.

El sacerdote dijo en una entrevista con la cadena Caracol Radio, de Bogotá, que las finanzas de estas mismas misiones también presentan pérdidas o déficit que superan el 50 por ciento.

"Esta crisis mundial nos está afectando mucho", advirtió Acosta, que ejerce como administrador del Instituto de Misiones Extranjeras de Yarumal, situado en la localidad del mismo nombre (noroeste) y donde se preparan misioneros para tareas en el país y el exterior.

Acosta observó que la situación de esta entidad religiosa es un ejemplo de la que viven sus similares en el país, a algunas de las cuales él asesora como financiero.

"Ha habido una reducción sensible en los ingresos", advirtió el prelado, para precisar que "el año pasado, por esta altura (abril), el Instituto de Misiones Extranjeras de Yarumal había recogido por ahí 200 millones de pesos (unos 82.759 dólares) en donaciones; en este momento no llevamos 50 millones (20.689 dólares)".

El año 2009 "ha sido muy duro para las instituciones misioneras que, en su mayor parte, viven de las donaciones y de inversiones en Bolsa (de valores)", insistió Acosta.

El eclesiástico agregó que el valor de las inversiones de las instituciones católicas en acciones, bonos y títulos estatales de tesorería (TES) también ha caído ante la misma crisis.

"Estas inversiones ya no son tan rentables", se lamentó Acosta, que calculó en más del 50 por ciento las pérdidas que han sufrido las finanzas de las entidades misioneras.

El sacerdote afirmó que esta situación ha tenido un impacto fuerte en las actividades de evangelización, con el cierre de algunas áreas de trabajo, la reducción de algunas actividades e, incluso, la bajada del subsidio para gastos personales de los misioneros.