La Iglesia destaca que Funes garantice la estabilidad a los funcionarios salvadoreños

  • San Salvador, 5 abr (EFE).- La Iglesia Católica de El Salvador destacó hoy el anuncio del presidente electo, Mauricio Funes, de garantizar la estabilidad de los empleados públicos, después de que asuma el Gobierno a partir del próximo 1 de junio.

La Iglesia destaca que Funes garantice la estabilidad a los funcionarios salvadoreños

La Iglesia destaca que Funes garantice la estabilidad a los funcionarios salvadoreños

San Salvador, 5 abr (EFE).- La Iglesia Católica de El Salvador destacó hoy el anuncio del presidente electo, Mauricio Funes, de garantizar la estabilidad de los empleados públicos, después de que asuma el Gobierno a partir del próximo 1 de junio.

"He visto por la televisión declaraciones que ha hecho el señor presidente electo asegurando que no van a haber despidos masivos o de personas que están prestando sus servicios en las distintas instituciones", afirmó el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas, en una rueda de prensa.

Indicó que el futuro gobernante ha señalado que los puestos de jefaturas o de confianza pueden cambiar, aunque ha anticipado que si alguno de estos es necesario mantenerlo, lo va a hacer.

"Y yo estoy totalmente de acuerdo. Me parece que esa debe ser la actitud, aplaudo la actitud del señor presidente electo, quien ha dado estas declaraciones", aseguró el jerarca.

"Hay un principio de justicia que no se debe despedir a la gente porque no es del partido, eso no debe ser, no es justo. Pero me parece que no es el caso, porque el señor presidente ha declarado que no lo hará", añadió el arzobispo, aunque aclaró que aún no ha tomado posesión el nuevo Gobierno.

Funes, según un comunicado de su oficina de prensa difundido este sábado por medios locales, rechazó la posibilidad de que su futuro Gobierno indemnice a aquellos funcionarios que salgan de la administración pública, e insistió en que garantizará su estabilidad.

"No voy a permitir que se desvíe un solo centavo que deberá estar destinado a ayudar a los más pobres y necesitados", anticipó.

El mandatario electo se pronunció tras informes publicados esta semana por la prensa sobre un proyecto de decreto que circuló en la Asamblea Legislativa, y cuya autoría se desconoce, que propone indemnizar a los funcionarios que salgan de las instituciones públicas con la llegada del nuevo Gobierno.

La indemnización sería de dos salarios mensuales por cada año de servicio, lo que costaría unos 80 millones de dólares, según fuentes del ex guerrillero Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), el partido de Funes.

"Me he comprometido a asegurar la estabilidad de los trabajadores públicos, pero eso es una cosa y otra muy distinta es subsidiar a los militantes políticos, eso no lo voy a hacer", añadió el futuro jefe de Estado en el comunicado.

Funes inició el martes pasado la transición de Gobierno con el actual mandatario, Elías Antonio Saca, quien pertenece a la Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), partido que se ha mantenido en el poder desde 1989.