Movilización frente a Notre Dame en París para denunciar la situación de los cristianos de Irak

  • Los cristianos habrían pasado de ser 1,5 millones antes de la primera guerra del Golfo, a 400.000 actualmente.

  • Mosul fue un de los lugares de implantación del cristianismo y que es la primera vez en 2000 años en que ya no hay fieles allí.

La situación de los cristianos de la localidad iraquí de Mosul es el último ejemplo del acoso al que se ha visto sometida esta minoría. El domingo, según recoge el diario Le Monde, se dieron cita frente a Notre Dame, cientos (miles, según los organizadores) de personas para manifestar su apoyo a la comunidad cristiana de Oriente frente a los yihadistas.

“Políticos, religiosos y creyentes” acudieron a la cita. Personalidades de los dos partidos mayoritarios como Rachida Dati, Philippe Kaltenbach; el gran rabino de París, Olivier Kaufmann; fieles y representantes de la comunidad asirio-caldea.

“Muchos llevaban pancartas con la letra ‘n’árabe, que significa ‘nazareno’, y que se ha pintado sobre las casas de los cristianos de Mósul desde que  Isis ha tomado el control de la localidad”, explica Le Monde.

Los cristianos han huído en masa de la segunda ciudad más importante de Irak. Únicamente quedan algunas familias frente a las 35.000 que había hace diez años. Según un estudio citado por el diario, los cristianos habrían pasado de ser 1,5 millones antes de la primera guerra del Golfo, a 400.000 actualmente. En veinte años su número se ha reducido a la mitad.  “Nadie hace nada, y es un verdadero genocidio”, asegura el padre Sabri Anar.

El diario dedica también hoy un editorial para alertar sobre “el trágico éxodo de los cristianos del mundo árabe”. Relata que Mosul fue un de los “lugares de implantación del cristianismo y que es la primera vez en 2000 años en que ya no hay fieles allí”. Denuncia “la impotencia” de la Unión Europea en un Oriente Próximo en plena regresión político-cultural.