Cañizares augura que "España dejará de serlo" si pierde sus raíces cristianas

  • Toledo, 16 abr (EFE).- El Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Antonio Cañizares Llovera, auguró hoy que "España dejará de serlo" si pierde las raíces cristianas que la sustentan.

Cañizares augura que "España dejará de serlo" si pierde sus raíces cristianas

Cañizares augura que "España dejará de serlo" si pierde sus raíces cristianas

Toledo, 16 abr (EFE).- El Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Antonio Cañizares Llovera, auguró hoy que "España dejará de serlo" si pierde las raíces cristianas que la sustentan.

El también cardenal y administrador apostólico de la diócesis de Toledo dijo a preguntas de los periodistas que desde Roma se ve con "mucha preocupación" la evolución de la Iglesia en España, aunque preció que no se estaba refiriendo al punto de vista del Papa ni al de las "altísimas esferas" de la Iglesia, sino de sus conversaciones "con otros".

"No se comprende como España, una nación que tiene sus raíces cristianas tan profundas esté en este momento tan fuertemente azotada por un laicismo que quiere que España no se apoye sobre esos principios que la sustentan".

Y sin "sin esos principios que la sustentan, ciertamente, España dejará de serlo y eso si que es una preocupación porque tiene una significación muy grande para Europa y también para América".

Abundó en este sentido que lo que se ve con "fuerte preocupación" es que "no somos capaces de reaccionar con todo el vigor que está entrañado en nuestras raíces más profundas", por lo que considera que "es una hora muy importante para que la Iglesia española despierte y ofrezca a la sociedad aquello que nadie puede ofrecer".

Y lo que puede ofrecer es "el sí de Dios al hombre, a una humanidad nueva, verdaderamente renovada que se construye sobre la base del amor, la justicia y la libertad".

Sobre su labor en el Vaticano como Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, afirmó que "hay unas perspectivas muy importantes y significativas de futuro para la renovación litúrgica que el Papa quiere impulsar de nuevo con mucha fuerza".

"Este nuevo servicio que me ha encomendado el Santo Padre -agregó Cañizares- está en el corazón mismo de la Iglesia, como es la liturgia, de la que no se puede prescindir si la Iglesia quiere y debe poner en practica su presencia en el mundo actual para renovar nuestra sociedad".