ÚLTIMA HORA 13:51 Un avión con medio centenar de pasajeros se estrella en el norte de Pakistán al poco de despegar

El Papa dice que los sacerdotes deben ser virtuosos y de conducta irreprochable

  • Ciudad del Vaticano, 2 abr (EFE).- El papa Benedicto XVI afirmó hoy ante un grupo de obispos argentinos que la época actual requiere más que nunca sacerdotes "virtuosos", que deben tener una conducta "irreprochable".

El Papa pide que el cristianismo no sea reducido a un eslogan o una ideología

El Papa pide que el cristianismo no sea reducido a un eslogan o una ideología

El Papa dice que los sacerdotes deben ser virtuosos y de conducta irreprochable

El Papa dice que los sacerdotes deben ser virtuosos y de conducta irreprochable

Ciudad del Vaticano, 2 abr (EFE).- El papa Benedicto XVI afirmó hoy ante un grupo de obispos argentinos que la época actual requiere más que nunca sacerdotes "virtuosos", que deben tener una conducta "irreprochable".

"Los retos de la época actual requieren más que nunca sacerdotes virtuosos, llenos de espíritu de oración y sacrificio, con una sólida formación y entregados al servicio de Cristo y de la Iglesia. El sacerdote tiene la gran responsabilidad de aparecer ante los fieles con una conducta irreprochable", dijo el Pontífice.

Los prelados, encabezados por el arzobispo de San Juan de Cuyo, Alfonso Delgado Evers, se encuentran en el Vaticano en visita "ad limina apostolorum", la que realizan todos los obispos del mundo al Papa cada cinco años.

El Obispo de Roma aseguró que los prelados argentinos "sienten la urgencia de llevar a cabo una "extensa e incisiva acción evangelizadora", que teniendo en cuenta los valores cristianos que han configurado la historia de Argentina "lleve a un renacimiento espiritual y moral" de ese país.

El Papa les dijo que evangelizar no consiste sólo en transmitir o enseñar una doctrina, "si no en anunciar a Cristo, el misterio de su Persona y su amor" por los hombres y les exhortó a facilitar el acceso de todos los fieles a la Sagrada Escritura.

Benedicto XVI agregó que la primera forma de evangelización es el testimonio de la propia vida y a este respecto afirmó que "hoy más que nunca la santidad es una exigencia de perenne actualidad, ya que el hombre de nuestro tiempo siente necesidad urgente del testimonio claro y atrayente de una vida coherente y ejemplar".

El Pontífice animó a los prelados argentinos a procurar que los seglares sean conscientes de que son "miembros vivos de la Iglesia y auténticos discípulos y misioneros de Cristo en todas las cosas".