Pakistan dice que un sospechoso del atentado de Bombay llegó de Barcelona y que hubos fondos procedentes de España

ISLAMABAD, 12 (EUROPA PRESS) El ministro del Interior de Pakistán, Rehman Malik, aseguró hoy que uno de los sospechosos detenido por los atentados de Bombay llegó desde Barcelona. Asimismo, se han descubierto que algunos fondos utilizados para financiar el atentado fueron transferidos desde Italia y España. Por otra, parte el Gobierno paquistaní admitió hoy públicamente que una "parte" de los atentados del pasado 26 de noviembre en la ciudad india de Bombay en los que murieron 179 personas se orquestó en su territorio y anunció que se ha abierto ya una causa, en relación con la información remitida por India sobre el caso, en la que están imputadas diez personas, entre ellas el único superviviente de los ataques simultáneos. En este sentido, el ministro del Interior, Rehman Malik, explicó a la prensa que "una parte de la conspiración se orquestó en Pakistán pero la mayor parte se preparó en India". Asimismo, señaló que "los terroristas fueron entrenados por Lashkar e Taiba", grupo terrorista islamista prohibido en Pakistán y al que Nueva Delhi responsabilizó de los atentados de Bombay. Por otra parte, el ministro anunció que el Gobierno ha presentado una queja policial (FIR, informe de primera información) "en la que se menciona a "Ajmal Kasab y a otras nueve personas, de las que seis han sido detenidas". Malik se refería al único de los asaltantes de Bombay que sobrevivió a los ataques y que se encuentra detenido en India. CONEXIÓN BARCELONA Malik precisó que uno de los sospechosos detenidos había sido atraído para regresar a Pakistán desde Barcelona al que identificó como Javed Iqbal y quien habría llevado a la detención de otros sospechosos. Asimismo, dijo que los investigadores han descubierto que algunos fondos transferidos desde Italia y España se emplearon para financiar el atentado, así como tarjetas telefónicas SIM austríacas, y habló también de una conexión con la ciudad estadounidense de Houston. El ministro relató como se había llegado a esta conclusión. "Buscamos al propietario de la tienda donde se compró el bote neumático (que usaron los terroristas para llegar a Bombay), que nos informó de que el tipo que lo compró dio un número de teléfono y eso ayudó en la investigación", señaló. El número había sido anulado, agregó, pero los investigadores consiguieron una pista que les llevó a un banco. "Había una cuenta de alguien relacionado con un acto de terrorismo y esa cuenta nos llevó a un indivudo que participó" en los atentados. Este "nos dió otras pistas que no queremos hacer públicas", precisó. En la investigación también se estudiaron los correos electrónicos de los sospechosos. Según Malik, el Gobierno paquistaní "ha actuado en base a toda la información suministrada por India, lo que demuestra nuestra sinceridad y nuestro compromiso con la lucha contra el terrorismo". "Pakistán está con el pueblo de India", resaltó, precisando que Islamabad ha remitido a India 30 preguntas solicitando más información sobre los autores de los atentados, incluidas huellas dactilares y muestras de ADN de todos los terroristas. "Esta es una petición genuina", subrayó Malik, incidiendo en que Islamabad "no está trasfiriendo la responsabilidad, sino que lo que quiere es cooperación y ayuda" para seguir investigando los hechos. "Pakistán quiere que Ajmal Amir Kasab declare ante un tribunal y también quiere saber cómo se consiguieron algunas de las tarjetas SIM en India", agregó el ministro, que se había reunido previamente con el embajador indio en Islamabad, Satyabrata Pal.