Cirujanos y anestesiólogos acuerdan un nuevo protocolo más rápido y seguro de postoperación bariátrica


MADRID|

Cirujanos, anestesiólogos y enfermeros bariátricos han acordado este jueves un nuevo protocolo de recuperación postoperatoria, "más rápido y seguro", que reduce el dolor de la cirugía y el riesgo de infección y de trombosis, durante la Jornada Bariátrica de Madrid y Zona Centro.

Además, esta nueva estrategia clínica ayudará a acelerar la ingesta de líquidos y el alta hospitalaria, haciendo que un procedimiento complejo como es la cirugía de la obesidad se convierta en un proceso muy controlado y muy seguro.

Los organizadores destacan que, con este protocolo, Madrid se convierte en la primera comunidad en lograr un consenso sobre la cirugía de la obesidad, gracias a las aportaciones de casi 200 profesionales de 30 hospitales públicos y privados de Madrid y provincias limítrofes como Ávila, Guadalajara, Toledo y Cuenca.

El encuentro técnico, celebrado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, ha sido organizado por la Unidad de Obesidad del Hospital Universitario de Getafe, e impulsado por el especialista en cirugía, Juan Carlos Ruiz de Adana, y por la especialista en anestesiología, de la Unidad de Obesidad del Hospital, la doctora Mª Luz Pindado Martínez.

Esta primera edición ha supuesto un punto de encuentro para promover la comunicación entre centros, conocer los últimos avances tecnológicos en visión, fuentes de energía y endograpadoras motorizadas.

"El objetivo es fomentar el equipo multidisciplinar quirúrgico con el objetivo de mejorar la atención y la seguridad que se presta a estos pacientes", concluyen los organizadores.