Una cuarta parte de las intervenciones cardíacas son a pacientes diabéticos, según expertos

BARCELONA, 19 (EUROPA PRESS)

Una cuarta parte de las intervenciones cardíacas se practican a pacientes que sufren diabetes tipo II, según explicó hoy el jefe de la Sección de Cirugía Cardíaca del Hospital Clínic de Barcelona y uno de los miembros del comité organizador del Congreso de Cardiología EuroPCR que se celebra en Barcelona, José Luis Pomar.

En declaraciones a Europa Press, Pomar explicó que la diabetes centrará uno de los "grandes debates" del congreso que se celebra en el Centro de Convenciones Internacional de Barcelona (CCIB) hasta el viernes con la participación de 15.000 cirujanos y cardiólogos especializados en el corazón.

Pomar remarcó que el paciente diabético sufre especialmente complicaciones de corazón, dada la condición de su enfermedad crónica que además de problemas cardiovasculares, ocasiona problemas de vista y de riñón, entre otros.

En el evento, se hablará de los resultados de la cirugía intervencionista mediante 'stents' -- tubos de malla de acero autoexpandibles que se colocan dentro de la arteria coronaria para mantener el vaso dilatado--, que han ido peor en diabéticos, así como de las novedades del sector en este sentido.

En cualquier caso, el experto defendió que "lo coherente es prevenir la diabetes" con buenos hábitos de ejercicio físico, dieta y huir del tabaco.

Los tratamientos requeridos por personas mayores centraran el otro "gran debate" de la reunión, organizada por la Sociedad Europea de Cardiología, la Sociedad Europea de Cirugía Cardiotorácica y la Asociación Europea de Intervenciones Cardiovasculares Percutáneas.

Pomar destacó el aumento de la prevalencia de dolencias cardiovasculares en personas de edad avanzada, prevalencia que crece con la edad, a diferencia del cáncer que decrece a partir de los 80 años, explicó.

"La gente mayor gasta mucho dinero en tratamientos para el corazón, sobre todo los últimos ocho meses de vida", y hay que definir con precisión qué tratamientos y tipos de intervención se les debe aplicar en función de su nivel de movilidad y condiciones físicas, destacó el cirujano.

"Hay que decidir si queremos aplicar una válvula menos perfecta, pero más eficaz y duradera" o al revés, teniendo en cuenta la edad del paciente, planteo Pomar.

En este sentido, remarcó la experiencia en el uso de válvulas percutáneas que suponen una "pequeña incisión en el tórax" y evitan la cirugía abierta y también dañar las arterias que "ya están finas y mas deterioradas" en las personas mayores.