EE.UU. declara la situación de "emergencia" por la gripe porcina

  • Washington, 26 abr (EFE). El Gobierno de Estados Unidos ha declarado una situación de "emergencia en salud pública" por el brote de gripe porcina, que ha afectado ya a 20 personas en el país, aunque sólo uno de ellos ha sido hospitalizado.

Washington, 26 abr (EFE). El Gobierno de Estados Unidos ha declarado una situación de "emergencia en salud pública" por el brote de gripe porcina, que ha afectado ya a 20 personas en el país, aunque sólo uno de ellos ha sido hospitalizado.

La secretaria de Seguridad Nacional, Jannet Napolitano, compareció hoy ante los medios, en la Casa Blanca, para informar de esta medida, que permitirá al Gobierno liberar los recursos necesarios para que los estados y municipios puedan hacer frente a la enfermedad.

"Parece más severo de lo que es, pero el declarar la emergencia es un proceso estándar que nos permite liberar unos recursos para la prevención, medicación y diagnostico que, de otra manera, no podríamos utilizar", dijo Napolitano, que es la máxima responsable del Gobierno en este tipo de situaciones.

Como parte de esta medida, cerca de 12 millones de dosis de Tamiflu -oseltamivir, el medicamento antiviral más utilizado- se sacarán de los depósitos federales donde están almacenados y se distribuirán donde sea necesario, aunque con prioridad en los Estados donde ya se han detectado casos.

La secretaria de Seguridad Nacional informó además de que los funcionarios que trabajan en puertos y aeropuertos comenzarán a preguntar a los viajeros sobre su procedencia y sobre su estado de salud, como medida de precaución para frenar la propagación.

No se frenará por este motivo la entrada al país, pero se podrá pedir a los viajeros un examen adicional de salud.

Napolitano dijo que, hoy por hoy, no se ha emitido ninguna alerta de viaje a los países donde se han detectado brotes de esta enfermedad, pero indicó que esta situación puede cambiar y pidió que las personas se informen antes de tomar un vuelo.

Por su parte, el director interino del Centro de Control de Enfermedades (CDC), Richard Besser, informó que el número de enfermos de gripe porcina en EEUU se eleva a 20, aunque se da por seguro que el número aumentará.

"Conforme vayamos buscando más casos, vamos a encontrarnos con un amplio espectro de enfermos. Y veremos casos más severos en este país", indicó.

Los casos están apareciendo en los cuatro puntos cardinales de Estados Unidos, con ocho casos en Nueva York, siete casos en California, dos en Texas, dos en Kansas y uno en Ohio.

Los ochos casos de Nueva York son todos ellos estudiantes de un mismo centro de secundaria, donde el pasado viernes cerca de un centenar de jóvenes comenzaron a sentir síntomas de gripe, con vómitos, mareos, fiebres y dolores. Hoy se confirmó que sufren la gripe porcina.

"Estamos seguros de que, al buscar más casos por todo el país, los encontraremos. El comportamiento del virus es impredecible, pero el número de afectados irá subiendo. Y esperamos ver casos más severos", indicó Richard Besser.

Reconoció que el brote que se ha producido en Estados Unidos no tiene la "severidad" del que se ha producido en México, donde han fallecido más de medio centenar de personas.

No obstante, recomendó a las personas que se sienten enfermas que, salvo que su situación no lo requiera, no acudan a los hospitales, se queden en casa, se cubran al toser y se laven las manos con frecuencia.

En la rueda de prensa también participó el asistente del Presidente para la Seguridad Nacional, John Brennan, quien aseguró que Barack Obama está recibiendo información puntual sobre la propagación de la enfermedad.

El Gobierno, dijo, está actuando de manera contundente para hacer frente a esta situación y "evitar una epidemia masiva en el país", dijo.

Reconoció que el presidente Obama, que viajó la semana pasada a México, está muy preocupado por la situación que vive el país vecino, al que se ha ofrecido la ayuda estadounidense.

El portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, dijo que dado que el periodo de incubación de la enfermedad es de 24 a 48 horas, no ha sido necesario someter al presidente Obama a ninguna prueba médica, dado que han pasado nueve días desde su regreso de México y no ha mostrado ningún síntoma preocupante.

Además de los casos de Estados Unidos, en Canadá se han confirmado la existencia de cuatro enfermos de gripe porcina, todos ellos estudiantes de un colegio en Nueva Escocia, y con síntomas también menores.