Francia aislará a partir de mañana los vuelos procedentes de México

PARÍS, 4 (EUROPA PRESS)

Todos los vuelos que lleguen a París procedentes de México serán dirigidos a partir de mañana a una zona habilitada del aeropuerto parisino de Charles de Gaulle "totalmente aislada del resto del aeropuerto", según la decisión acordada por la célula interministerial de crisis creada por el Gobierno francés para hacer un seguimiento de la gripe A (H1N1).

El Ejecutivo ha descartado de momento llevar a cabo una "cuarentena voluntaria" al considerar que se trata de una medida fuerte cuya eficacia está por demostrar en la fase actual. No obstante, ha establecido una serie de normas para proteger a los niños menores de un año, que no pueden ser tratados con antivirales.

En este sentido, ha decretado la suspensión durante siete días de la actividad de los profesionales que están en contacto con niños menores de 12 meses y hayan regresado recientemente de México.

También recomienda llevar una mascarilla quirúrgica durante una semana a las familias de bebés de esta edad que hayan vuelto del país norteamericano. Asimismo, pide que los niños menores de un año que hayan venido de México no entren en contacto con otros niños de esa misma edad al menos durante siete días.

Por otro lado, y en respuesta a la petición realizada por las autoridades mexicanas, Francia enviará a México un experto en virología y estudia otras peticiones realizadas por el país más afectado por la epidemia de nueva gripe, según informa el Ministerio del Interior en un comunicado.

Mientras, el Instituto de vigilancia Sanitaria (InVS) confirmó hoy dos nuevos casos de gripe A (H1N1) en Francia elevando a cuatro el número total de casos y a ocho el número de casos probables que están siendo analizados.

Los dos nuevos casos son un hombre de 23 años y una mujer de 24 sin relación entre sí, que habían estado en México y que presentaron los primeros síntomas el 30 de abril y el 1 de mayo, respectivamente. Ambos están hospitalizados en París y su estado de salud no es preocupante.

La ministra francesa de Sanidad, Roselyne Bachelot, ha justificado la necesidad de mantener una línea marcada por "la serenidad y la vigilancia" porque se constata una "estabilización" del número de casos pero aumentan los países que registran casos confirmados de la nueva gripe.

Además, no descartó, como se ha observado en otras epidemias de gripe, que tras el periodo estival se registre un segundo brote más virulento. "Por eso es necesario estar preparados", recalcó en la emisora France-Info.