La joven de 20 años ingresada en Salamanca no tiene fiebre y evoluciona favorablemente

La Junta hace un llamamiento a la calma y pide a todos su contribución para dar a la epidemia "el valor que debe tener" SALAMANCA, 28 (EUROPA PRESS)

La joven valenciana de 20 años estudiante en la capital salmantina y que permanece ingresada en el Clínico de la ciudad desde el pasado día 23 de abril por un posible caso de gripe porcina no tiene fiebre y evoluciona favorablemente de los síntomas que presentaba.

Según las explicaciones aportadas hoy por el director de Salud Pública e Investigación, Desarrollo e Innovación de la Junta, José Javier Castrodeza, aún se está pendiente de que el Instituto Carlos III informe de si la dolencia que padece la joven es o no gripe porcina aunque, añadió, la mujer evoluciona "muy favorablemente" y ya no tiene fiebre.

Castrodeza, quien participó hoy en Salamanca en las jornadas castellanoleonesas de Educación Sanitaria organizadas por Ausbanc y el Colegio de Enfermería de Salamanca, atribuyó al personal sanitario la decisión sobre la concesión o no del alta médica a la joven.

Durante su comparecencia ante los periodistas, el director general de Salud Pública reconoció que, pese al cambio "importante" de la actividad epidémica, la porcina "no deja de ser una gripe", por lo que hizo un llamamiento para que medios de comunicación, autoridades sanitarias y sociedad, "entre todos", se explique que se trata de una nueva gripe "con la que a lo mejor tenemos que convivir".

Por ello, el director de Salud Pública de la Junta destacó la importancia de trasladar "tranquilidad" a la sociedad así como de hacer "educación sanitaria" ya que, añadió, todos las personas que pudieran padecer la gripe estuvieron en México y, además, hay disponibilidad de tratamientos retrovirales.

Según los datos aportados ayer por el consejero de Sanidad, Francisco Javier Álvarez Guisasola, la joven regresó de viaje de estudios a Madrid en un vuelo procedente de Cancún --único lugar de México en el que ha estado-- el pasado 20 de abril y fue tres días después, el 23 de abril, cuando comenzó a encontrarse mal y presentar un cuadro de síntomas de "tos ligera y elevación febril discreta", por lo que acudió al Hospital Clínico de Salamanca.

Allí fue explorada y evaluada por el Servicio de Urgencias y los neumólogos y por el momento es un caso "sospechoso" ya que aún no ha llegado la confirmación pertinente del Carlos III, aunque recibe tratamiento antiviral al igual que los otros posibles casos detectados en España de gripe porcina.

EL JOVEN DE VALENCIA

El segundo caso sospechoso de gripe porcina atribuido por el Ministerio a la Comunidad y que, según Castrodeza, podría ser rectificado por el Gobierno central, es el de un ciudadano que se encontraba de paso en Segovia, antes de la declaración de la alerta sanitaria, y continuó viaje hacia la Comunidad Valenciana.

En concreto este segundo caso es el de un varón de 23 años que fue atendido la madrugada del jueves 23 al viernes 24, antes de la alerta sanitaria, en el Servicio de Urgencias del Hospital General de Segovia tras presentar un "cuadro inespecífico y fiebre alta".

El joven había pasado unos días en la Riviera Maya de México y regresó al aeropuerto de Madrid-Barajas aunque en el momento en el que acudió al centro sanitario se encontraba en la provincia de Segovia, en concreto en la zona de El Espinar, de visita.

Sin embargo, no ingresó y, tras recibir tratamiento, continuó viaje hacia Valencia, donde se encuentra actualmente aunque cuando se puso en marcha la alerta los profesionales de Segovia que le atendieron recordaron que los síntomas que presentaba podían ser compatibles con los de la gripe porcina y, "en un ejercicio de celo profesional", la Junta se puso en contacto con el Ministerio y con la Comunidad Valenciana.