El SNS necesita duplicar el número de cirujanos plásticos para disminuir la presión asistencial, según SECPRE

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

El Sistema Nacional de Salud (SNS) "necesitaría duplicar el número de especialistas en Cirugía Plástica" para poder satisfacer la "demanda real" de servicios y disminuir la "presión asistencial" que padece la sanidad pública en esta especialidad, según afirmó hoy el presidente de la Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética (SECPRE), el doctor Ezequiel Rodríguez, tras comparecer en la ponencia de estudio sobre las necesidades de recursos humanos en el SNS dentro de la Comisión de Sanidad y Consumo del Senado.

Dentro del SNS, existen 63 servicios especializados de Cirugía Plástica, 321 especialistas y 113 en proceso de formación. Sin embargo, "para llegar a una situación ideal, cada hospital con más de 500 camas debería tener un servicio de Cirugía Plástica y para ello sería necesaria la incorporación de entre 300 y 400 especialistas más al SNS", explicó a Europa Press el doctor Rodríguez.

En este sentido, "lo más urgente es solucionar el problema de capitales de provincia como Almería, Huelva, Jaén, Ávila, Segovia, Zamora o Palencia, y ciudades como Ponferrada (León) o Talavera de la Reina (Toledo)", algunas de ellas con más de 100.000 habitantes, "que todavía no cuentan con ningún servicio público de referencia en Cirugía Plástica dentro de su circunscripción", aseguró este experto.

La incorporación de servicios a la cartera del SNS como el tratamiento de la lipoatrofia en pacientes infectados por el VIH o las reconstrucciones estéticas tras la cirugía en pacientes obesos, "son sin duda un paso adelante en la mejora del bienestar de la población, pero han generado una presión asistencial que el sistema no puede soportar".

El presidente de SECPRE, argumentó que para elevar el número de cirujanos plásticos dentro de la sanidad pública "es necesario incrementar la cifra de plazas MIR, retrasar la edad de jubilación de los especialistas más allá de los 65 años y fidelizar a los cirujanos que ya se encuentren dentro del SNS para que no se vayan a la sanidad privada o al extranjero".

A este respecto, el doctor Ezequiel Rodríguez comentó que la incorporación de médicos formados en el extranjero "no es la mejor solución a nuestro problema, ya que la formación en cirugía plástica de otros países dista demasiado de la ofrecida en España en cuanto a calidad se refiere".