EXPERTOS DEBATIRÁN SOBRE EL ZIKA EN EL I CONGRESO INTERDISCIPLINAR EN GENÉTICA HUMANA

MADRID|
La brasileña Lavinia Schuler y el español Miguel del Campo, referentes mundiales en la investigación del zika, intervendrán en el I Congreso Interdisciplinar en Genética Humana, que se celebrará del 25 al 28 de abril en Madrid bajo el lema ‘Tus genes, tu herencia, tu futuro’.Aunque el número de casos documentados de síndrome congénito por el virus zika se ha reducido significativamente en los últimos meses, estos expertos señalan que se han logrado importantes avances en el conocimiento de sus causas (los mecanismos de la teratogénesis, el riesgo de transmisión de la madre al feto) y consecuencias y se han rebajado las previsiones sobre su posible carácter epidémico.“El síndrome de Zika congénito va a ser un nuevo tipo de infección fetal, como el citomelovirus o la toxoplasmosis, que son graves y que se han mantenido durante años como grandes amenazas a tener en cuenta en el embarazo, pero que no alcanzan proporciones epidémicas”, indicó Schuler, quien es responsable del Servicio de Genética Médica del Hospital de Clínicas de Porto Alegre.Durante su intervención en este congreso hablará sobre cómo se desveló el síndrome congénito por el virus Zika en Brasil, haciendo hincapié en los principales acontecimientos científicos que condujeron a la confirmación de este virus como un nuevo teratógeno humano (es decir, agentes que pueden inducir o aumentar la incidencia de las malformaciones congénitas cuando intervienen o aparecen en el momento del embarazo)."CONSECUENCIAS BRUSCAS Y GRAVES"Además, explicará algunas cuestiones metodológicas sobre la epidemiología de la microcefalia y la vigilancia de la natalidad que han posibilitado la identificación de las epidemias en Brasil y no en otros países donde el virus Zika ya había causado brotes.Por su parte, Del Campo, profesor asociado de Pediatría en la División de Dismorfología y Teratología de la Universidad de California San Diego UCSD, en relación a los rasgos fenotípicos manifestó que “la microcefalia en niños infectados indica que la alteración del desarrollo cerebral ha sido de consecuencias bruscas y graves; algunos niños presentan anomalías muy severas de las funciones neurológicas (sufren convulsiones, déficits motores o deficiencia intelectual) y, en algunos casos, se produce la muerte”.“Lo que resulta evidente es que estamos ante un problema de salud que hace dos años no existía, lo desconocíamos por completo y, sin embargo, ahora es una nueva amenaza para el embarazo, que ha venido para quedarse”, destacó Del Campo, que añadió que “sigue habiendo muchos casos nuevos en los países de América del Sur y Central y también en viajeros de Europa y Asia”.