Desarrollan el primer tratamiento contra la ceguera a partir de células madre

  • Londres, 20 abr (EFE).- Científicos británicos han desarrollado el primer tratamiento mundial contra la causa más común de ceguera -la Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE)- a partir del uso de células madre, que se podría empezar a aplicar antes de 2015.

Londres, 20 abr (EFE).- Científicos británicos han desarrollado el primer tratamiento mundial contra la causa más común de ceguera -la Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE)- a partir del uso de células madre, que se podría empezar a aplicar antes de 2015.

El tratamiento es obra de oftalmólogos del University College London (UCL) y del hospital Moorfields de Londres, y consiste en reemplazar la capa de células oculares que han sufrido un proceso degenerativo a causa de la edad por células nuevas obtenidas a partir de la manipulación de células madre embrionarias.

La DMAE es una enfermedad del ojo ocasionada por degeneración, daños o deterioro de la mácula, una capa amarillenta de tejido sensible a la luz que se encuentra en el centro de la retina y que proporciona la agudeza visual que permite al ojo percibir detalles.

El tabaquismo, la edad avanzada, antecedentes familiares, el alto nivel de colesterol en la sangre y la hipertensión arterial son los factores que más habitualmente derivan en DMAE, un problema que padecen unas 30 millones de personas en todo el mundo.

Uno de cada 10 afectados termina sufriendo una ceguera absoluta.

El profesor Peter Coffey, del Instituto Oftalmológico de la UCL, manifestó que un cuarto de la población mayor de 65 años sufre distintos grados de DMAE y aseguró que las pruebas realizadas hasta ahora en el laboratorio han arrojado un resultado satisfactorio.

"Hay una capa de células en la parte posterior del ojo que son el soporte de la parte del ojo que ve, la retina. Esa capa de células empieza a degenerarse y muere, y el resultado es que la persona se queda ciega porque la parte de la retina que nos ayuda a ver ya no tiene el respaldo que necesita", explicó el científico.

"Lo que estamos estudiando es si podemos volver a poner células para regenerar esa capa", añadió el profesor Coffey.

Los científicos de UCL y del hospital Moorfields, que trabajan ahora en producir células que se puedan utilizar clínicamente con el anunciado respaldo financiero de la farmacéutica Pfizer, esperan realizar las primeras pruebas a partir de 2011, una vez que reciban la autorización de las autoridades médicas del Reino Unido.

RNIB, asociación de ayuda a las personas con minusvalías visuales, mostró su satisfacción por el tratamiento y destacó que "supone una esperanza para decenas de miles de personas".

En declaraciones al diario "The Daily Telegraph", el director ejecutivo de la Sociedad de Dolencias Maculares, Tom Bremridge, manifestó que este "es un paso de gigante para los pacientes" y celebró que haya ideas y financiación para este proyecto.