Guisasola afirma que Castilla y León es "pionera" en Europa en detección de hipercolesterolemia congénita en AP

LEÓN, 28 (EUROPA PRESS)

El consejero de Sanidad, Francisco Javier Álvarez Guisasola, aseguró hoy que Castilla y León es "pionera" tanto en España como en el ámbito europeo en detección de hipercolesterolemia congénita en atención primaria y precisó que en lo que va de año han sido analizadas por esta cuestión 60 familias de la Comunidad.

"Castilla y León es pionera en la detección a nivel de atención primaria de la hipercolesterolemia congénita a través de la detección de las familias que pueden tener esta afección. Constituye un factor de riesgo muy importante junto con la hipertensión arterial que, en ocasiones, van unidas. Ya se han estudiado más de 60 familias en lo que va de año y está siendo pionero no sólo en España sino también en países europeos. No todos tienen esta detección precoz desde el punto de vista genético", puntualizó.

Del mismo modo, subrayó que, según la última evaluación realizada por el Ministerio de Sanidad en el Observatorio de las Enfermedades Cardiovasculares, la mortalidad en la Comunidad por infarto de miocardio y, concretamente la mortalidad precoz, es una de las más bajas de España.

Guisasola realizó estas declaraciones en León, donde asistió a la inauguración del Congreso Internacional sobre Rehabilitación Cardiaca y Prevención Secundaria de las Enfermedades Cardiovasculares, un evento, según explicó, social, de relación entre profesionales y de intercambio de experiencias o de contraste de investigaciones, lo que permite que las conclusiones supongan un "avance" en la materia.

"Nuestra puesta a punto en estas patologías y en las complicaciones inmediatas de las mismas puede ser la causa de que el congreso se realice en nuestra Comunidad y fundamentalmente en León. Creo que las conclusiones de este congreso nos ayudarán a todos a comprender estas patologías y a tratarlas y prevenirlas de manera eficaz", agregó.

Además, puso de manifiesto que las enfermedades cardiovasculares suponen una preocupación "muy importante" a nivel mundial, aunque en Castilla y León adquieren una "especial relevancia" porque su incidencia en las personas mayores de 60 años se incrementa "de forma importante".

Al respecto, concretó que la población de la Comunidad está en casi un 23 por ciento por encima de esta edad, por lo que se incrementa el riesgo de padecer este tipo de enfermedades, fundamentalmente el infarto de miocardio, con las consecuencias que conlleva.