Hospital de Poniente cerró el ejercicio de 2005 con 5,46 millones de euros de pérdidas y deudas de 20 millones

La empresa pública adjudicó en dos ocasiones el mismo contrato a diferentes entidades, por lo que mantiene un proceso judicial

SEVILLA, 8 (EUROPA PRESS)

El Hospital de Poniente de El Ejido (Almería) cerró el ejercicio de 2005 con fondos propios negativos por valor de 5,46 millones de euros y deudas a corto plazo de 20,43 millones de euros, según se desprende del resumen del informe elaborado por la Cámara de Cuentas de Andalucía sobre la fiscalización de la Empresa Pública Hospital de Poniente de Almería.

En una nota, la Cámara de Cuentas indicó que la plantilla media durante el 2005 fue de 960 empleados, de los cuales el 54,6 por ciento eran puestos fijos. El Plan de Actuación de 2006 incluyó la fiscalización de regularidad de la Empresa Pública Hospital Poniente de Almería correspondiente al ejercicio 2005, en la que es la primera ocasión en la que se somete a una actuación especifica por este Órgano de Control.

Uno de los objetivos del informe consistió en detallar las conclusiones y recomendaciones que resultaran de la evaluación de los procedimientos y medidas de control interno establecidos y aplicados que permiten la salvaguarda de los activos. En este sentido, se detectaron "ciertas debilidades" en cuanto al control de los bienes que constituyen el inmovilizado material, a la formalización de las pólizas que aseguran los distintos inmovilizados en poder de la empresa, al control y seguimiento de las facturas pendientes de cobro así como a la comprobación del contenido de las facturas de gastos e ingresos, y al control en el registro de los expedientes de contratación.

El informe manifiesta que el control del inmovilizado material fue realizado mediante la contratación de una empresa externa que mantenía parte de su personal permanentemente en las dependencias sanitarias.

El segundo de los objetivos trató de analizar el cumplimiento de la legalidad aplicable en el desarrollo de la gestión realizada por la entidad. En este sentido se observó que de la Ley de Contratos de la Administración Pública (LCAP) no figura como justificada la declaración de urgencia de dos expedientes, uno de ellos tramitado como obra complementaria, cuando el expediente de la obra principal no se había promovido ni tramitado por la empresa, y otro tramitado como un contrato de obra negociado sin publicidad.

Así, también recoge que la dotación prevista de facultativos especialistas en radiodiagnóstico contó con un déficit de siete personas, lo que obligó a concentrar en sólo una persona funciones y actividades como la jornada diaria, guardia, turno de mañana y turno de tarde, entre otras, reservadas a más de un facultativo, con el consiguiente incremento de horas de dedicación, el posible detrimento de la calidad del servicio y el riesgo de acierto en los informes y en los diagnósticos de resultados de los estudios.

También se hallaron ciertas deficiencias relativas a la utilización de un concepto de 'módulo de actividad' no aprobado y sin que estuviera definido, ni determinado su contenido, su unidad de medición, cuantía y limitación, la implicación de personal 'técnicos especialistas' cuando debió ser 'facultativo especialista', y la falta de un informe, acta o resolución que explicara o justificara una compensación económica de 3.365,67 euros mensuales abonadas, en concepto de 'Complemento de actividad', al director del Área Integrada de Gestión (DAIG) de radiodiagnóstico.

Como tercera premisa, el informe analiza si las cuentas anuales de 2005 se corresponden fielmente con el patrimonio. En este sentido se observa que la Empresa Pública adjudicó en concurso y formalizó un contrato por importe de 110 millones de euros, el cual se quiso rescindir de mutuo acuerdo posteriormente aunque sin éxito, por lo que el Hospital de Poniente adjudicó por segunda vez el mismo contrato a otra entidad lo que dio lugar a que se demandara por parte del primer licitador a la entidad, a quien exige una indemnización económica.

Este aspecto supone una "incertidumbre" en cuanto a la resolución del litigio por las contingencias económicas que ello pueda significar para la Empresa Pública de Hospital de Poniente, según advierte el documento de la Cámara de Cuentas al que la Empresa Pública Hospital Poniente de Almería ha presentado 13 alegaciones, de las cuales tres han sido admitida en su totalidad y una de manera parcial.

-. Firma: FGM .-