Una niña de tres años ingresa en Oporto con síntomas de gripe porcina, pero los médicos creen que es meningitis

LISBOA, 29 (De la corresponsal de EUROPA PRESS, Patricia Ferro)

El hospital San Joao de Oporto ha activado el plan de contingencia para la gripe porcina, después de que el martes por la noche entrase en ese centro una niña de tres años con síntomas de gripe porcina. No obstante, aunque no descartan que sea la gripe, los médicos creen que su diagnóstico apunta más a una meningitis, según confirmaron hoy fuentes hospitalarias.

La alarma saltó porque la niña presentaba síntomas muy parecidos a los de la gripe porcina y porque ésta es hija de un matrimonio emigrante que vive en Estados Unidos, de donde llegaron el pasado 21 de abril para pasar las vacaciones. Sin embargo, a los padres, que no tienen ningún síntoma, les hicieron algunas pruebas y no revelan ningún síntoma.

La niña, que fue trasladada del hospital de Chaves al de Oporto está aislada en el departamento de enfermedades infectocontagiosas, "tiene un cuadro de enfermedad respiratoria grave, no está excluida la posibilidad de que sea un caso de gripe porcina, pero no es muy probable", explicó el hospital, que indicaron que "los médicos apuntan más a que sea meningitis".

Aunque "el plan de contingencia para esta situación fue activado, porque los síntomas indicaban que podía tratarse de esta enfermedad, no hay nada confirmado", insistió la fuente, que avanzó que ya ha sido sometida a una serie de exámenes y que hoy por la tarde podrían estar los resultados definitivos.

La niña fue inicialmente ingresada en el hospital de Chaves, al lado de la frontera con la ciudad gallega de Verín, ya que la familia de la pequeña pasa las vacaciones en su pueblo natal, Vilela do Támega, al lado de Chaves. Debido a los síntomas que presentaba se decidió trasladarla al hospital de San Joao de Oporto, el más cercano con plan de contingencia para la gripe porcina.