C-LM impulsa un nuevo espacio sociosanitario para afrontar diversas patologías y la atención a enfermos crónicos

TOLEDO, 1 (EUROPA PRESS) El consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, destacó hoy en Toledo que en Castilla-La Mancha se trabaja en el desarrollo de un nuevo espacio sociosanitario para hacer frente a los cambios demográficos y epidemiológicos, en el que se incorpore además del concepto curar, el de cuidar, así como la responsabilidad de los ciudadanos en el cuidado de su propia salud. Lamata hizo estas declaraciones tras participar en el décimo encuentro organizado por la Academia Europea de Ciencias y Artes para debatir su documento sobre el futuro del modelo sanitario español, en el que se aborda a través de un panel de expertos sanitarios la problemática del Sistema Nacional de Salud desde el enfoque médico, político, sociológico y demográfico, informó la Junta en un comunicado. Una vez incorporadas al documento las recomendaciones y sugerencias planteadas en estos encuentros con responsables autonómicos, la Academia pretende publicar un libro blanco sobre el futuro de la sanidad española y su incardinación en un sistema sanitario europeo común. Para el consejero, todo documento que se quiera elaborar sobre el futuro de la sanidad española debe tener en cuenta la consolidación del sistema de dependencia como un nuevo derecho básico del Estado del Bienestar en España, que se une a la universalización de la sanidad, la educación y el sistema público de pensiones. "Es uno de los asuntos que hemos planteado desde Castilla-La Mancha en la reunión que estamos manteniendo con la Academia Europea de Ciencias y Artes para mejorar el sistema sanitario español, que es uno de los más eficientes y mejor valorados del mundo", recalcó el responsable de las políticas sociales de la región. La consolidación del sistema de dependencia y la atención integral a personas mayores, personas que padecen enfermedades crónicas o diversas patologías requerirán nuevas fórmulas organizativas, donde se deba reforzar el papel de la Atención Primaria, la Geriatría, la Enfermería, la coordinación de niveles, el uso de las nuevas tecnologías de la comunicación o la interacción de los servicios sanitarios con los sociales, además de revisar los diferentes roles y funciones de las profesiones sanitarias, especialmente la médica y la de Enfermería. SOSTENIBILIDAD ECONÓMICA Otro de los asuntos tratados en la reunión, en que han participado gestores sanitarios de Castilla-La Mancha con el equipo investigador de la Academia Europea encargada de elaborar el Libro Blanco sobre el futuro del sistema sanitario español, ha sido la sostenibilidad económica del Sistema Nacional de Salud. En ese sentido, el consejero ha recalcado en la reunión que España es un país con una capacidad económica suficiente para modernizar su sanidad pública una vez que se supere la actual crisis financiera a escala mundial. España podrá afrontar con garantías los retos de futuro como son el envejecimiento de la población, el crecimiento demográfico y la incorporación de nuevas tecnologías y prestaciones. El Gobierno de Castilla-La Mancha defiende la necesidad de alcanzar un Pacto de Estado por la Sanidad, que debe incorporar mecanismos de control de la cartera de prestaciones y servicios que financia el sector público y que los partidos políticos no utilicen de forma partidista los debates sanitarios. Otra iniciativa que se ha planteado en el encuentro ha sido la necesidad de aprobar una ley de universalización del servicio sanitario público para que el acceso de este derecho esté acreditado con el solo hecho de la nacionalidad española y que la tarjeta sanitaria debe estar homologada y ser compatible en todo el Sistema Nacional de Salud. Además, Lamata propuso una ley estatal de garantías de listas de espera, como existe en Castilla-La Mancha, para definir tiempos máximos de espera en atención sanitaria especializada. Por su parte, el vicepresidente de la delegación española de la Academia Europea de Ciencias y Artes y director del equipo de expertos sanitarios encargados de elaborar este documento, Francisco José Rubia, ha agradecido la participación de Fernando Lamata y ha indicado que las aportaciones de los responsables de salud autonómicos están enriqueciendo el contenido y las recomendaciones de este proyecto para definir el nuevo modelo sanitario español. Según la Academia, el desarrollo tecnológico, la biotecnología, la nanotecnología y la telemática, entre otros, vienen contribuyendo a una extraordinaria aceleración del proceso de investigación en todos los campos de la Medicina y estos cambios, además de mejorar las posibilidades diagnósticas y terapéuticas, crean las condiciones para modificar y homogeneizar sustancialmente los patrones de consumo, las formas de comportamiento, los estilos y las conductas de vida saludables, así como otros valores y conceptos que tienen decisivo impacto en la salud de la población.