Declarado en Hellín (Albacete) el primer caso sospechoso de origen local

ALBACETE, 29 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Sanidad y Política Social confirmó hoy, en su última actualización del día, un nuevo caso sospechoso de gripe humana de origen porcina en Castilla-La Mancha, que corresponde a una joven de 19 años ingresada en el Hospital de Hellín (Albacete), que no viajó a México pero que era una de las personas que estuvo en contacto con la otra joven ingresada en este mismo centro hospitalario y que hoy ha dado positivo de esta nueva enfermedad. Su estado de salud es bueno y evoluciona de manera favorable.

Este fue uno de los datos aportados por el consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, durante su visita esta tarde al Hospital de Hellín, donde estuvo acompañado, entre otros, por la delegada provincial de Salud y Bienestar Social, Angelina Martínez; el gerente del Hospital de Hellín, Emilio López Gallardo; y el jefe del servicio de Medicina, José Luis Beato.

Durante su visita Lamata mantuvo un breve encuentro con los familiares de las dos jóvenes ingresadas en el centro hospitalario.

Lamata afirmó que falta el resultado de la analítica para confirmar si este caso es el primer contagio local en la región, aunque manifestó que su detección rápida demuestra que los protocolos sanitarios funcionan bien y nuestro sistema sanitario está preparado para hacer frente a este problema de salud pública.

Asimismo, el consejero recordó que el ingreso en los hospitales se hace por prevención, no por las condiciones de gravedad del episodio, que es bastante leve en todos los casos declarados en Castilla-La Mancha hasta el momento.

"En España, tanto los 70 casos de sospecha como los 10 casos que están confirmados están teniendo una evolución muy buena. También los tres casos, dos declarados y uno de sospecha de la región. Todos ellos están respondiendo bien al tratamiento establecido por el protocolo de actuación y permanecen ingresados por prevención, principalmente", ha explicado el consejero.

ALERTA PERO NO ALARMA

En su intervención, Lamata reiteró de nuevo que es previsible que en los próximos días puedan darse nuevos casos sospechosos, incluso algunos de personas que no han ido a México como el de Hellín, "pero ese hecho no debe ser motivo de alarma sino de alerta, de estar pendiente, preparado y actuando de manera rápida y coordinada para llegar a tiempo, y en este sentido, vamos por una buena senda".

En este sentido ha vuelto a manifestar el agradecimiento del Gobierno de Castilla-La Mancha a los ciudadanos de la región por su confianza, responsabilidad y actitud serena ante este problema de salud pública. "Los ciudadanos están siguiendo las recomendaciones que les hemos dado y esta colaboración nos está ayudando a dar una respuesta más rápida", ha apuntado el titular de Salud y Bienestar Social.

Además, Fernando Lamata trasladó su felicitación a los profesionales sanitarios y de los servicios de salud pública y epidemiología de la región, ya que han actuado de manera eficaz aplicando de forma rigurosa los protocolos preventivos establecidos. Asimismo, ha destacado la buena coordinación con las autoridades sanitarias nacionales y la estrecha coordinación entre los servicios de Atención Primaria y de Epidemiología de la región.

La Consejería de Salud y Bienestar Social aconseja a las personas que hayan regresado de México en los últimos diez días y puedan tener síntomas como fiebre o problemas respiratorios que llamen al teléfono 1-1-2, donde se le informará de cómo debe proceder para ser atendido por el personal sanitario.