Los accidentes domésticos son la causa de ingreso de más de la mitad de los pacientes en la Unidad de Quemados de La Paz

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

Los accidentes domésticos son la causa del ingreso de más de la mitad de los pacientes que pasan por la Unidad de Quemados del Hospital Universitario La Paz, según explicó hoy el jefe del servicio, César Casado.

En este sentido, subrayó que, en función de los datos recogidos durante el primer trimestre del año, se espera que en 2009 se produzcan 240 ingresos, de los que 124 (el 51 por ciento) serán por incidentes en los hogares.

La otra causa destacada de ingresos, con 71, serán los accidentes laborales y ya de forma más rezagada se espera que el resto de ingresos esté motivado por accidentes en tiempo de ocio o relacionados con delitos o tráfico. "Son curiosos los casos delictivos que, sobre todo, están relacionados con adicciones o robos de material eléctrico", dijo Casado.

En referencia al origen de las quemaduras, señaló que las llamas, con el 66 por ciento, son el principal motivo de las quemaduras, seguidas por las lesiones ocasionadas por electricidad, que llegan casi al 19 por ciento. Por escaldura se producen el 9 por ciento de los ingresos y por causas químicas sólo el 2,76 por ciento.

Por último, el jefe del Servicio de Quemados del hospital madrileño recalcó que del total de pacientes que espera la Unidad en 2009, cerca de 100 de los que ingresen lo hagan en estado crítico.

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Juan José Güemes, visitó hoy la Unidad, donde señaló que ésta presta atención urgente a cerca de 1.000 pacientes e ingresa a más de 260 cada año, con una tasa de supervivencia superior al 80 por ciento.

De igual manera, el consejero explicó que cada año se atiende a una media de 193 pacientes provenientes de otras comunidades autónomas. "La atención a pacientes provenientes de otras comunidades autónomas cuesta a la sanidad madrileña casi 300 millones de euros cada año, pero ofrecer nuestra solidaridad y atención a pacientes de otras regiones nos permite mantener el número de unidades especializadas que tiene Madrid", señaló.

Además, Güemes recordó que el Consejo Interterritorial designó "recientemente" al Hospital Universitario La Paz y al Hospital de Getafe como centros de referencia nacional para el tratamiento de quemados críticos.

Por otro lado, desde la Consejería aclararon que la Unidad de Quemados del hospital madrileño lleva en funcionamiento desde 1965, aunque su equipamiento e infraestructuras fueron reformadas completamente en 2006. Así, en la actualidad la Unidad cuenta con cerca de 1.200 metros cuadrados en los que hay una zona destinada a los pacientes en estado crítico con 10 habitaciones individuales, una zona de hospitalización de quemados convencional con 12 camas, dos salas de tratamiento hidroterapeutico y curas, un quirófano específico de quemados y el banco de piel.

Por último, el consejero de Sanidad señaló que la estrategia que comparten La Paz y la Comunidad es "el de potenciar el hospital como un centro de altísima especialización, de referencia nacional en un alto número de especialidades médicas y quirúrgicas; y seguir ofreciendo la asistencia sanitaria de más alta calidad tanto a los madrileños como a pacientes provenientes de otras regiones".