Junta de Personal del Hospital Severo Ochoa dice que el 30 de junio pueden cesar 196 personas con contrato temporal

LEGANÉS, 22 (EUROPA PRESS)

La Junta de Personal del Hospital Severo Ochoa de Leganés afirmó hoy que el 30 de junio próximo cesarían 196 personas con contrato temporal, si se tiene en cuenta de que "en todo el Sermas los contratos temporales tienen fecha máxima de finalización el 30 de Junio".

"En nuestro hospital ese día cesarían 196 personas, mientras que en resto del Sermas serían miles", indicó hoy la Junta, que también denunció que hay un "mayor número de camas cerradas durante los meses de verano".

La Junta también criticó la "no renovación de nueve contratos en Urgencias Generales" y que "la dirección no ha renovado a cuatro Enfermeras y cinco Auxiliares de Enfermería". La Junta de Personal entiende que este personal es necesario para dar un servicio de calidad en las urgencias.

Además, indicaron que el Servicio de Ginecología "está por debajo de plantilla" y que "la esperanza de contratación de los residentes que terminan su periodo de formación este mes se ha esfumado". "Este servicio continuará con seis ginecólogos menos que los reflejados en plantilla, lo que provoca la suspensión de consultas y pruebas diagnósticas", apostillaron.

"Los pediatras que contrate el Severo Ochoa tendrán que dedicar la mitad de su jornada a trabajar en centros de Primaria", denunciaron, y añadieron que "esto provocará que haya pediatras que no acepten estos contratos y se vayan a otras áreas o que, si lo aceptan, vaya en detrimento del tiempo dedicado a trabajar en el hospital".

Desde el centro también criticaron un "importante déficit de neonatólogos" y dijeron que "si no se soluciona la situación actual este verano tres neonatólogos tendrán que cubrir todas las guardias, pudiendo tener que realizar hasta diez guardias en un mes, con la repercusión que esto tendría en la población". "La Dirección argumenta que sería posible cubrir estas plazas con pediatras no especialistas en neonatología, algo que iría claramente en detrimento de los pequeños bebés (desde 500 gramos) que allí se atienden", añadieron.

Por todo esto, reclamaron "la renovación de los 150 contratos que vencen el 30 de junio, el mismo número de camas cerradas durante los meses de verano que el año pasado, la contratación inmediata del personal cesado en Urgencias Generales para asegurar una plantilla sanitaria y no sanitaria adecuada a la demanda asistencial, y la contratación del personal necesario para cubrir adecuadamente el resto de servicios".

Por su parte, la Dirección del centro explicó a Europa Press que "se renovarán los contratos en función de las necesidades asistenciales del centro".