Toxo y Méndez piden actuaciones coordinadas para cambiar el modelo productivo

  • Madrid, 19 abr (EFE).- Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, denunciaron hoy que los trabajadores están pagando la factura de la crisis, y exigieron un pacto de las administraciones públicas que cambie el modelo productivo, proteja el empleo y genere más prestaciones sociales.

Madrid, 19 abr (EFE).- Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, denunciaron hoy que los trabajadores están pagando la factura de la crisis, y exigieron un pacto de las administraciones públicas que cambie el modelo productivo, proteja el empleo y genere más prestaciones sociales.

Así lo señalaron ante miles de manifestantes durante la concentración celebrada hoy en Madrid bajo el lema "Contra la crisis y el abuso empresarial, empleo y protección social", convocada por las secciones madrileñas de UGT y CCOO, que consideran que la Comunidad de Madrid está sufriendo más que otras regiones los efectos de la crisis.

En declaraciones a los medios de comunicación, Toxo subrayó la necesidad de un gran pacto de Estado por la economía y el empleo y de que los sindicatos aboguen por el diálogo, "porque será mucho más productivo para los intereses de nuestro país".

No obstante, preguntado por una posible huelga general, avisó de que "si la situación se sigue atendiendo con paños calientes y si se sigue deteriorando la situación de las personas, yo no descarto ningún escenario de movilización".

Tras criticar que "no puede construirse la salida a la crisis sobre las espaldas y los derechos de los trabajadores, porque la prioridad son las personas", Toxo ofreció su apoyo al Ejecutivo con la condición de que el último cambio de Gobierno "no sea pura cosmética" y sirva para plantear un "plan de dinamización de la economía que frene la sangría de destrucción de empleo y que no se haga abaratando el despido".

Por su parte, Cándido Méndez insistió en la necesidad de que los partidos políticos, el Gobierno y las administraciones públicas "remen en la misma dirección y no hagan cada uno la guerra por su cuenta" en la búsqueda de un modelo productivo menos basado en la construcción.

Especial hincapié hizo en la obligación de las Comunidades Autónomas de luchar a fondo, habida cuenta de que, al tener transferidas las competencias en muchas materias, gestionan dos de cada tres euros ingresados.

En cualquier caso, advirtió de que las medidas que se acuerden no pueden perjudicar a las familias, "porque harían más larga y grave la crisis económica".

"Las organizaciones sindicales se opondrán con todas sus fuerzas a cualquier iniciativa que pretenda recortar los derechos de los trabajadores o privatizar la Seguridad Social", añadió.

Precisamente, los máximos responsables de CCOO y UGT se mostraron muy preocupados con la reforma de la Seguridad Social y la viabilidad del sistema de pensiones.

Contrariamente a lo afirmado por el gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, Toxo aseguró que "es mentira que el sistema de pensiones esté en situación de riesgo", pero agregó que podría estarlo si se atienden las demandas de las asociaciones empresariales de reducir las cotizaciones empresariales a la Seguridad Social.

Además, criticó que "no se pueden plantear soluciones que pasen permanentemente por el alargamiento de la vida laboral de los trabajadores".

En la manifestación, que según los organizadores reunió a 30.000 personas, también intervinieron los secretarios generales de CCOO y UGT de Madrid, Javier López y José Ricardo Martínez, que exigieron que la Comunidad de Madrid ponga en marcha una renta que complemente las prestaciones por desempleo.

Esa prestación adicional sería la llamada "Renta Activa Madrileña" y estaría destinada a los parados que hayan agotado todo tipo de prestaciones, que se calculan en 130.000 en la Comunidad Autónoma de Madrid y en casi un millón en toda España, según denunció Fernández Toxo.

La empresa Lynce (www.lynce.es), que está desarrollando un método para el cómputo de asistentes basado en técnicas de tratamiento informático de imágenes, asegura que a la manifestación de hoy han asistido 5.156 personas.