Un juzgado admite a trámite medidas cautelares contra la Junta Directiva del Foro de Ermua

MADRID, 23 (EUROPA PRESS) El Juzgado de Instrucción número uno de Bilbao ha admitido a trámite la demanda presentada por Iñaki Ezkerra contra la Junta Directiva del Foro de Ermua y también la solicitud de medidas cautelares pedidas contra esta Junta Directiva, y personifica la petición en la vicepresidenta del Foro de Ermua, Inmaculada Castilla de Cortázar. Con el fin de tramitar esta última petición, la juez ha citado a las partes para el día 13 de mayo. En el auto por el que acuerda la admisión a trámite de las medidas cautelares, al que ha tenido acceso Europa Press, la titular del Juzgado expone que "ciertamente existe un conflicto de intereses e incluso podría llegar a pensarse de derechos fundamentales" y una "posible vulneración de principios constitucionales". Iñaki Ezkerra emprendió acciones legales contra la nueva Junta Directiva del Foro de Ermua tras el intento de expulsarle de la presidencia de la misma. En su demanda acusa a la citada Junta de haber convocado de forma irregular la Junta General Extraordinaria de la Asociación el pasado 20 de julio, ya que, según expone en su demanda, esta Junta General fue convocada sin su concurso, ni autorización, algo que resulta preceptivo según los estatutos. Considera que esta decisión resulta "nula" y además alega que dio lugar a una Junta Directiva "ilegítima" formada por los cargos que se nombraron, según la denuncia, en una "reunión paralela a la Asamblea General". Por ello, pide en su demanda la "nulidad" de los acuerdos de la Junta Directiva de la Asociación Cultural del Foro de Ermua de fechas 28 de junio de 2008, 3 de julio de 2008 y 19 de julio de 2008 y, en consecuencia, la nulidad de la Convocatoria de Elección de Nueva Junta Directiva. También solicita que se declare la "ilegitimidad" y subsidiariamente la "nulidad", del nombramiento de los cargos que aparecen como integrantes de una nueva junta directiva y que resultaron de una "reunión paralela" a la Asamblea General en el Hotel General Alava de Vitoria el 20 de julio de 2008. Además, pide la adopción de una serie de medidas cautelares contra la "irregular Junta Directiva", en la persona de la vicepresidenta del Foro de Ermua, Inmaculada Castilla. La juez, ha acordado admitir a trámite esta petición "como medida cautelar previa a la demanda principal, a los efectos de no producir indefensión". Estas medidas cautelares consisten en que la citada "irregular Junta Directiva" deje de difundir comunicados en nombre del Foro de Ermua; que se abstenga y cese de ejercer cualquier actividad o función como tal Junta Directiva, según los Estatutos de la Asociación Foro de Ermua; que se abstenga de ejercer cualquier actividad que recorte o limite las facultades del Presidente del Foro de Ermua; que se proceda a requerir a Inmaculada Castilla para que entregue la documentación y bases de datos relativas a la Asociación y permita el acceso a la sede administrativa, sita en Madrid, de Iñaki Ezkerra, así como que le entregue una llave de la misma; que se facilite a Iñaki Ezquerra el uso de las bases de datos de la asociación y demás documentación y se acuerde la suspensión preventiva de los acuerdos cuya nulidad se insta, así como que se suspenda cualquier inscripción en el registro de asociaciones de Vizcaya derivada de tales acuerdos. DIFICULTADES POR QUERER SABER LA SITUACIÓN ECONÓMICA Iñaki Ezkerra expone en su demanda que sus dificultades, tras ser nombrado presidente del Foro de Ermua el 23 de septiembre de 2007, comenzaron desde el momento de su nombramiento y al pretender conocer la situación económico-financiera y jurídico-administrativa de la asociación. Después de numerosos intentos, explica en la demanda que "no ha obtenido la información solicitada" del ejercicio anterior y del correspondiente a 2008, ni el presupuesto de ingresos y gastos y demás documentación relevante relativa al Foro de Ermua. Además, señala que ha constatado "diversas anomalías que no han sabido o no se han podido aclarar con algunos de los cargos y miembros de la Junta Directiva, ya nombrados con el anterior mandato". En la citada demanda contra la Junta Directiva del Foro de Ermua, centra sus acusaciones en la vicepresidenta, Inmaculada Castilla de Cortazar, contra la que pide que se adopten, entre otras medidas cautelares, que cese de ejercer cualquier actividad o función como miembro de la Junta Directiva de la citada asociación, así como que entregue toda la documentación de la misma y la llave para poder acceder a la sede administrativa del Foro de Ermua. LAS PRESIDENCIAS DE BUESA Y EZKERRA NO FIGURAN EN EL REGISTRO Fuentes del despacho de Juan Ramón Montero --representante legal de Iñaki Ezkerra--, consultadas por Europa Press, explicaron que uno de los principales obstáculos con los que se han encontrado al preparar la demanda ha sido la falta de documentación, ya que descubrieron que en el Registro de Asociaciones del País Vasco no constaba ningún certificado que informara de las etapas presidenciales de Mikel Buesa ni de Iñaki Ezkerra. En este sentido, estas mismas fuentes explicaron que es al secretario de la asociación a quien corresponde comunicar al Registro los cambios que se producen, no sólo en la presidencia, sino también en la Junta Directiva, labor esta que, precisaron, correspondía cumplir a Gustavo Jaso en la etapa de Mikel Buesa y a Fernando García Capelo desde que sustituyó al primero a partir del 12 de enero de 2007. Esta "dejación", según explican, ha obligado al despacho de abogados a "reconstruir" los últimos tres años de la vida de la Asociación a base de documentación "muchas veces extraída de los medios de comunicación y de informaciones sobre hechos conocidos". No obstante, precisan que es un "hecho comprobable" en los archivos oficiales que Gotzone Mora, que solamente ejerció como secretaria del Foro Ermua durante un mes en 2004, "dejó toda la documentación en regla y actualizada". Finalmente, estas mismas fuentes explican que si finalmente la Justicia falla a favor de Iñaki Ezkerra el próximo 13 de mayo, le serían reconocidas cautelarmente sus facultades como presidente del Foro de Ermua abriéndose un período hasta la sentencia sobre la demanda que, de ser atendida, declararía ilegales todos los pasos dados por sus compañeros en la asociación desde julio de 2008, incluidos los expedientes disciplinarios abiertos a miembros del Foro cercanos a Ezkerra.