Varias organizaciones convocan el sábado en Santander una manifestación por la III República y contra la crisis

Saldrá de Numancia a las doce del mediodía bajo el lema 'Al paro que se vayan los Borbones'

SANTANDER, 16 (EUROPA PRESS)

Varias organizaciones han convocado el sábado en Santander una manifestación por la III República y contra la crisis, que se desarrollará bajo el lema 'Al paro que se vayan los Borbones'. La manifestación saldrá de la plaza de Numancia a las 12 horas y concluirá en la plaza de Correos.

Las organizaciones convocantes son Asamblea Ciudadana por Torrelavega (ACPT), Asamblea de Mujeres, Asociación Héroes de la Libertad y la República, Colectivos de Jóvenes Comunistas (CJC), Izquierda Unida (IU), Partido Comunista de Cantabria (PCE-PCC), Partido Comunista de los Pueblos de España (PCPE), Plataforma Ciudadana por la III República de Cantabria, Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza de Cantabria (STEC-STAC) y Unión de Juventudes Comunistas (UJCE).

Los convocantes defienden un manifiesto unitario en el que señalan que la Segunda República supuso el "mayor avance político" en la historia de España y fue "la materialización de las luchas de los obreros, feministas, pacifistas, estudiantes, de la clase trabajadora en su conjunto".

La Segunda República, continúa el escrito, "estuvo colmada de logros sociales" y "se dieron grandes avances en la soberanía popular, al separar a la Iglesia del Estado, al introducir a las mujeres en la vida política del país y garantizar su derecho al voto, al aborto y al divorcio y al otorgar nuevos derechos a los trabajadores".

Sin embargo, los convocantes denuncian que en la situación actual, "la crisis del sistema capitalista es utilizada por los empresarios para realizar expedientes de regulación de empleo masivos, para explotar aún más a la clase trabajadora, usándola como argumento para reducir los derechos laborales al mínimo, a la vez que se pide el aumento del consumo de las familias".

En este sentido, señalan que el Gobierno "parece solo oír la voz de unos pocos", a los que "inyecta cantidades descomunales de dinero, mientras que los trabajadores sufren la incapacidad de salir adelante, de tener un empleo digno, de tener una vivienda", y "ni la educación pública está a salvo".

Por ello, consideran que este es el momento "de exigir más justicia, más democracia" y de mirar al pasado "por el ejemplo que supone la Segunda República" para construir una Tercera República "que sirva como base para la consecución de derechos, que garantice el empleo y los derechos de los trabajadores, que dé avances profundos y reales en la equiparación de derechos y su aplicación entre los hombres y las mujeres, que separe totalmente al Estado de la Iglesia, que garantice una vivienda digna y permita a todos realizar su proyecto de vida".