Lamata recibe el respaldo del PP y subraya los escasos contagios por gripe A

  • Toledo, 5 may (EFE).- El consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, ha recibido hoy el respaldo del PP, extensivo al Ministerio de Sanidad, en la gestión de la epidemia de gripe A, que de momento ha tenido una capacidad de contagio muy reducida en Castilla-La Mancha y España, inferior a la de la gripe estacional.

Toledo, 5 may (EFE).- El consejero de Salud y Bienestar Social, Fernando Lamata, ha recibido hoy el respaldo del PP, extensivo al Ministerio de Sanidad, en la gestión de la epidemia de gripe A, que de momento ha tenido una capacidad de contagio muy reducida en Castilla-La Mancha y España, inferior a la de la gripe estacional.

Lamata ha comparecido a petición propia y del grupo popular en la comisión de Salud y Bienestar de las Cortes regionales para ofrecer la última información disponible sobre la evolución de esta nueva enfermedad y sobre las medidas adoptadas desde que la Organización Mundial de la Salud (OMS) activó la alarma el pasado 24 de abril

El consejero ha agradecido la responsabilidad y la actitud colaboradora del PP en la región, en España y en las comunidades en las que gobierna ese partido y su respaldo a las decisiones que se están adoptando, apoyo que ha reafirmado la portavoz del PP en la comisión, Carmen Casero, convencida de que es el Ministerio el que debe liderar la acción ante la epidemia.

Además de agradecer la actitud de la oposición y subrayar el valor de la coordinación institucional, el consejero ha ensalzado la actitud "valiente" de los profesionales sanitarios y epidemiológicos que han tenido que enfrentarse al nuevo virus AH1N1.

Asimismo, ha indicado que la actitud de los ciudadanos está siendo muy responsable, pues hay pocas visitas a urgencias y sólo unas 30 ó 40 llamadas al día al 112.

Lamata ha indicado que la Consejería tiene preparado un spot publicitario con consejos a la ciudadanía ante posibles casos de gripe, recurso que aún no ha utilizado ante los escasa incidencia de la enfermedad.

De momento, en la región hay cuatro casos confirmados y dos sospechosos, todos ellos dados de alta (el último anoche en Talavera de la Reina) y con sintomatología muy leve.

Como anunció ayer, la medida de aislamiento respiratorio que se aplica a todos los casos sospechosos o confirmados se lleva ya a cabo en los propios domicilios y no en los centros hospitalarios, como hasta ahora.

Sólo ingresarán en los hospitales aquellas personas con problemas graves de salud, casos que se pueden producir en el futuro, aunque de momento no los ha habido en España.

Lamata ha indicado que las medidas están en continua evolución, de modo que es probable que en las próximas semanas -si el comportamiento del virus es similar al mantenido hasta ahora- se supriman las de aislamiento respiratorio y el suministro de antivirales con carácter preventivo.

El consejero, además de la levedad de los síntomas, ha recalcado la escasa capacidad de contagio local o secundario que de momento ha mostrado el virus (dos en la región), pues "no ha habido una explosión", sino que son muy pocos casos, incluso menos que los habituales de la gripe estacional.

Por estos motivos, ha dicho en la comisión que la situación se está desarrollando "muy bien", aunque ha dejado claro que es pronto para sacar conclusiones definitivas y que habrá que esperar al menos cuatro ó seis semanas para hacerlo.

En este sentido, ha expuesto que no se puede bajar la guardia y que hay que mantener la misma atención que hasta ahora, pues se trata de un virus nuevo y aún no se ha desarrollado plenamente.

Lamata ha advertido de que en los meses de octubre y noviembre se espera una segunda onda epidémica, en la que la enfermedad puede tener más incidencia debido a que se producirá más cerca de la gripe estacional, por lo que toca seguir trabajando sin alarma, con atención y ofreciendo información puntual.

La portavoz del PP, Carmen Casero, ha subrayado su respeto a las medidas que se están adoptando y ha pedido que su partido sea informado como lo ha sido hasta ahora.

Casero ha preguntado al consejero por las medidas que se han adoptado para informar a la ciudadanía y para proteger a los profesionales sanitarios que se han enfrentado al virus y por la planificación que se está realizando de cara a la segunda onda de la enfermedad.

A este respecto, ha mostrado su preocupación por un posible colapso de las urgencias cuando la nueva enfermedad coincida con la gripe estacional, pues en años anteriores se han producido "picos importantes" en las urgencias hospitalarias por la gripe.

El consejero ha considerado muy razonable este planteamiento y ha reconocido que este año habrá que estar preparados "doblemente" mediante los planes de contingencia que tiene cada hospital.