Sábado, 21.09.2019 - 12:05 h
Tras el asesinato del periodista Khashoggi

La extraña amistad entre Lindsay Lohan y el príncipe heredero de Arabia Saudí

Bin Salman estaría agasajando con regalos a la actriz estadounidense, algo que ha levantado las suspicacias de la prensa internacional.

El príncipe heredero saudí, Mohammed bin Salman, antes de la foto de familia de la Cumbre del G20 en Buenos Aires (Argentina). EFE/Ballesteros
El príncipe heredero saudí mantiene una amistad con Lindsay Lohan /EFE/Ballesteros

¿Qué tienen en común uno de los herederos de Oriente Próximo más poderosos del mundo y una actriz de Hollywood venida a menos? En teoría, nada. Pero en la vida real es posible porque acaba de salir a la luz una 'amistad' que ha sorprendido a medio mundo y que hace que surjan todo tipo de preguntas. Se trata del heredero al trono de Arabia Saudí, Mohamed bin Salman, y la actriz Lindsay Lohan, los cuales mantendrían una extraña relación.

Todo comenzó con la publicación de un artículo en el medio estadounidense 'Page Six'  que afirmaba que Lohan estaba volando en los aviones privados del Príncipe y que, incluso, Bin Salman le había regalado una tarjeta de crédito dentro de un paquete. Los amigos de la actriz de 33 años, que lleva bastante tiempo alejada de las cámaras por su larga lista de adicciones, afirman que han visto mensajes entre el heredero de Arabia y Lohan, lo que demostraría que existe un vínculo entre ambos.

Pero la versión de la representante de Lohan es muy distinta. Asegura que la antigua estrella infantil y el Príncipe de 34 años solo se conocen de una carrera de Fórmula 1 celebrada en Dubái el pasado año, pero niega de forma tajante que Bin Salman haya hecho regalos a la actriz, y menos una tarjeta de crédito. Si bien su círculo cercano sigue manteniendo que existe una amistad, porque Lindsay se instaló a vivir en el emirato durante una temporada, "y muchos millonarios árabes intentan cortejarla, les vuelve locos".

Ver esta publicación en Instagram

🦄

Una publicación compartida de Lindsay Lohan (@lindsaylohan) el

¿Por qué hay diferentes enfoques de la historia entre unos y otros? Por un motivo muy importante: el príncipe Mohamed Bin Salman es el principal sospechoso de ordenar el asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi en el consulado de Arabia Saudí en Estambul el 2 de octubre de 2018, donde el columnista, crítico con la casa real saudí, debía recoger unos documentos que necesitaba para casarse con su novia turca. Fue la ONU quien determinó la responsabilidad de Bin Salman, al publicar un informe en el que señalaba que "el señor Khashoggi fue víctima de una ejecución extraoficial deliberada y premeditada, de la cual es responsable, bajo la ley internacional de Derechos Humanos, el Estado de Arabia Saudí". 

Concretamente, la mano derecha de Bin Salman, Saud al Qahtani, habría supervisado vía Skype el interrogatorio al que agentes saudíes sometieron al periodista en el consulado donde fue asesinado. Todo esto ha puesto al Príncipe en el ojo del huracán. De ahí que los representantes de la actriz nieguen la relación entre ambos ante el temor a que pueda afectar a la carrera de Lohan ahora que se recupera tras su travesía por el desierto.

Defensora de la cultura saudí

Sin embargo, Lindsay no reniega para nada de la cultura del reino de Arabia Saudí, al revés. El pasado año anunció que pensaba rodar una película llamada 'Frame' acerca de la cultura de este país y cómo ha ido otorgando derechos a las mujeres y su destreza en deportes como el esgrima, lo que supone que podría haber visitado el reino varias veces, pues está muy cerca de Dubái. Algo que va muy en línea con la estrategia seguida por Bin Salman en los últimos años para mostrar al mundo occidental como su país se va "modernizando", incluido en lo que respecta a la situación de la mujer.

Además, esta no sería la primera amistad poderosa de la actriz tiene, pues hace unos años también mantuvo un acercamiento con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan. Por lo tanto, la idea de que exista una relación de 'amistad' con Bin Salman no es tan descabellada. Además, Lohan está soltera tras romper con el empresario ruso Egor Tarabasov.

En cuanto a la situación sentimental del heredero saudí, casi todo es un misterio. Sí se sabe que se casó en 2008 con su prima Sara bint Mashur bin Abdelaziz, con la que supuestamente tiene cuatro hijos, los príncipes Salman y Mashur y las princesas Fahda y Nuras. Pero se ignora cuándo nacieron y jamás se les ha visto en público, al igual que a su madre.

En Arabia Saudí, todo lo relacionado con Bin Salman es un misterio y solo se sabe lo que hace fuera de palacio. Así, la historia con Lohan, si se confirmase, sería el primer resquicio de la intimidad del heredero de Arabia que sale a la luz. Un príncipe que vive envuelto en el enigma y al que el asesinato del periodista Khashoggi ha trastocado sus planes de 'vender' al mundo una Arabia Saudí moderna.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios