Domingo, 15.12.2019 - 03:38 h
Nueva polémica

El príncipe Andrés hizo alusiones racistas sobre árabes en una cena... con saudíes

En medio del escándalo sexual en el que está envuelto por supuestas relaciones con una menor, otro caso sale a la luz.

Kazajistán creía que el príncipe Andrés atraería inversiones, según The Times
El príncipe Andrés habría hecho comentarios racistas sobre la familia real saudí 

Al príncipe Andrés de York cada vez le crecen más problemas. En medio del escándalo sobre sus supuestas relaciones sexuales con una joven norteamericana cuando era menor de edad, enmarcado en el caso Epstein de explotación sexual a jóvenes, ahora le surge un nuevo problema que, en esta ocasión, podría ser diplomático.

Porque el príncipe podría haber tenido un comportamiento inadecuado con la familia real saudí en una cena de Estado en el Palacio de Buckingham. Jaqui Smith, que fue miembro del gabinete del primer ministro Gordon Brown, ha revelado que Andrés habría hecho comentarios racistas sobre los árabes en este encuentro.

En una entrevista para el podcast LBC Election, recogida por los tabloides británicos, la señora Smith destapó este bochornoso momento, aunque se negó a reproducir tales comentarios por respeto. Según ella, dejaron a todos "boquiabiertos". Habría sido en un banquete con la familia real saudí en 2007 cuando sucedió todo esto, en un momento en el que ella y su esposo estuvieron tomando una copa con el príncipe.

"Que pensara que podríamos encontrarlos divertidos era una situación terrible", indicó Smith, quien lamenta no haberle parado los pies al sentirse intimidad por estar en la residencia real. En su opinión, Andrés es una persona "nada brillante" que está en un extremo de la familia real.

Buckingham se ha apresurado a negar tales comentarios, en un comunicado en el que asegura que el príncipe "no tolera el racismo en ninguna forma". La casa de la Reina sale siempre en su ayuda cuando se filtran informaciones a los medios que dejan en mal lugar a su hijo, si bien cada vez resultan menos creíbles.

Isabel II se mantiene al lado de su hijo en estos momentos en los que está más cuestionado que nunca. Numerosas empresas han dejado de colaborar incluso con la fundación benéfica de éste, llamada Princesa Beatriz por su hija mayor, entre ellas algunas tan poderosas como la consultora KPMG. Su imagen pública está en su peor momento y cada información que sale echa más leña al fuego.

Todo ello en el peor momento. Porque el próximo año su hija Beatriz se casa con el millonario italiano Edoardo Mapelli, un acontecimiento muy importante para la familia real en la que Andrés debe ejercer de padrino. Mucho se está discutiendo de qué papel tendrá el príncipe en la ceremonia ante todo este escándalo, pues si es el padrino será uno de los grandes protagonistas, y en Reino Unido no lo consideran oportuno al ser una boda real con presencia de numerosas personalidades mundiales.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING