Así es 'The walking dead', la serie que arrasa en EEUU

  • La noche de su estreno, 5,3 millones de personas se sentaron delante del televisor para disfrutar del que ya es el piloto más visto del año. El 'comic book' en el que se basa, escrito por Robert Kirkman, es uno de los más aclamados desde hace años. El argumento: la lucha de la raza humana por sobrevivir en pleno apocalipsis zombi. 'The walking dead' se estrena este viernes en Fox (22.50) y promete dar mucha guerra.

'The walking dead' aterriza el viernes en España y en otros 119 países con visos de convertirse en todo un fenómeno mundial. Los resultados de su estreno en Estados Unidos no dejan lugar a dudas. El piloto, que fue emitido la noche de Halloween por la AMC, fue visto por más de cinco millones de personas. Un récord. Dos de los protagonistas de la serie y el creador del 'comic book' han estado en Madrid y han contado en qué consiste 'The walking dead'.

Lo principal, para empezar, es conocer el argumento, centrado en un grupo de humanos que lucha por sobrevivir a la amenaza zombi en un entorno apocalíptico ambientado en Atlanta. Un grupo muy ecléctico que sirve como 'reflejo de la sociedad', según apuntó Laurie Holden (Andrea en la ficción), y que se irá formando a medida que avanza la trama. Por su parte, Andrew Lincoln remarca que ésta 'es una serie acerca de la gente', no sólo una historia de zombis. El actor, conocido por su aparición en 'Love actually', cambia de registro -algo que dice agradecer- y se mete en la piel de un ayudante del sheriff que despierta tras varios días en coma en un hospital abandonado. El panorama que se encuentra es desolador. Cadáveres y zombis lo pueblan todo y su familia (mujer e hijo) han desaparecido.

El personaje de Lincoln, Rick Grimes, es una especie de Gary Cooper en 'Solo ante el peligro'. De hecho, el actor se inspiró en esta mítica película para construir su papel por indicación del director, Frank Darabont ('La milla verde'). El resultado ha convencido al creador del cómic, Robert Kirkman, quien ha formado parte del equipo de producción. Él tenía el control y la última palabra sobre lo que se iba a rodar. Cada guión ha requerido de su aprobación. Aunque apenas ha hecho gala de su poder. Sólo para algunos cambios anecdóticos. Como cuando tuvo que aleccionar a los guionistas explicándoles porque no podía incluirse una escena con varios zombis comiéndose a uno de ellos. 'No hacen eso', se justifica. Nadie lo sabe mejor que él. Después de todo, lleva desde 2003 trabajando en el mundo de 'The walking dead'.

Lo que sí hay, y mucho, es violencia. Pero no gratuita. 'El público tiene que saber que todo lo que hacen es para sobrevivir. De lo contrario, la violencia no tiene razón de ser', argumenta Lincoln. Y es que 'The walking dead' no está hecha para estómagos sensibles. Algo que, por otro lado, se asume como intrínseco al género. Precisamente éste era uno de los puntos que más 'miedo' daba al equipo por cómo reaccionaría la cadena ante ella. Sin embargo, la AMC aceptó lo que suponía lanzar un producto de estas características y no lo ha frenado en este sentido. Es más, y Kirkman se muestra sorprendido por ello, hay escenas que se rodaron para incluirlas en el DVD directamente y que, finalmente, han entrado en el metraje que saldrá en antena.

De momento, sólo hay rodada una primera temporada de seis capítulos. Aunque todos parecen dar por hecho que es más que posible que haya una continuación. Los resultados en Estados Unidos les avalan y material no falta. El cómic cuenta con decenas de números publicados y, como bien dice Lincoln, 'hay mucho por explicar y ver de estos personajes'. Quizá lo que extraña es que siendo una historia con tanto éxito en el mundo del cómic y tan de moda como están zombis y vampiros se haya tardado tanto en llevar a la pantalla. La razón no ha sido por falta de ofertas. Haberlas, la hubo. Lo que ocurrió es que no convencieron a Kirkman: 'Me di cuenta de que no habían entendido la historia'. Hasta que llegó Darabont.

M. J. Arias
Mostrar comentarios